www.madridiario.es
Aeropuerto Adolfo Suárez-Madrid Barajas
Aeropuerto Adolfo Suárez-Madrid Barajas

¿Se acabó la crisis?: más de 168 millones de personas pasarán por los aeropuertos españoles en 2015

viernes 22 de mayo de 2015, 11:49h
A lo largo de 2015 el número de personas que transitarán con sus equipajes por los 46 aeropuertos españoles y los dos helipuertos de la red de Aena superará los 168 millones de viajeros; es decir, no menos de un 4,5 % más que en 2014, año en el que la cifra total superó los 159,9 millones. Pero, ¿sufrirán retrasos los aviones, perderán muchos equipajes, habrá muchas víctimas del overbooking? Y, sobre todo, ¿conocen los viajeros sus derechos?, ¿saben que pueden y deben reclamar y que lo pueden hacer de forma gratuita?

Puede ser un signo visible de superación de la crisis, pero lo cierto es que los datos oficiales de AENA sobre el auge de los viajes en avión en España en 2015 son "impresionantes", según la calificación del Ministerio de Fomento. El mayor número de viajeros se va a registrar, claro está, en el periodo estival, es decir, entre junio y septiembre de este año, y según las previsiones manejadas por las estadísticas oficiales, para este verano un buen número de españoles se inclina por pasar sus vacaciones en Asia y Centroamérica. Es decir, que van a sobrevolar grandes distancias.

Los informes de las principales operadoras no dejan lugar a dudas: en los "destinos de moda" para 2015 Sri Lanka (antiguo Ceilán), Myanmar, Siem Riep (Camboya), Panamá y Nicaragua ocupan un sitio preferencial entre los españoles para disfrutar de sus vacaciones de verano. Completan la lista de los 10 destinos más "exóticos" preferidos para este 2015 Taipéi (Taiwán), Seúl (Corea), Islandia, Brasil y la isla griega de Miconos.

Los españoles, pioneros en 'destinos emergentes'

Esos estudios analizan también un aspecto sorprendente: la visión pionera de los españoles a la hora de viajar a "destinos emergentes". Para vaticinar estas preferencias de viaje, buscadores de vuelos en la web (como Skyscanner, por ejemplo) han analizado las búsquedas realizadas por más de 30 millones de usuarios únicos mensuales a través de sus páginas web y de aplicaciones móviles en los últimos tres años.

De ese análisis se desprende que Reino Unido, Estados Unidos, Alemania, Italia y Francia siguen siendo los países más visitados por los españoles, pero que se percibe cada vez más inquietud por descubrir nuevos paisajes a miles de kilómetros, como los diez sitios más "exóticos" señalados anteriormente.

Nueva York sigue siendo el destino más reservado por los viajeros españoles, aunque las capitales europeas siguen gozando de gran popularidad para este verano, ocupando 10 puestos en el TOP de la tabla de los principales destinos internacionales.

Las incidencias en los viajes: derecho a indemnización

Ahora bien, con 168 millones de viajeros y los cielos europeos sobresaturados de aviones, las incidencias son realmente importantes. A veces se cancelan los vuelos, o en un trayecto hay tanto retraso que no se puede enlazar con el avión que nos esperaba en tránsito. Con mucha frecuencia, los enlaces perdidos convierten las vacaciones en una experiencia frustrante. Y eso por no hablar de las pérdidas de equipaje.

En esos supuestos, miles de pasajeros aéreos se ven afectados y, más allá de recurrir en la ventanilla oficial de la compañía en el caso de que ésta exista en el aeropuerto, no conocen sus derechos como viajeros aéreos ni saben cómo reclamar. Piensan que es engorros y caro y, sin embargo, tienen derecho a indemnización por cancelaciones de vuelos, por pérdidas de equipaje y hasta por retrasos.

Lo que muchos viajeros deben saber es que el problema llegó a ser tan agobiante, que la Unión Europea aprobó en 2004 el Reglamento (CE) n° 261/2004 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de febrero, por el que se establecen normas comunes sobre compensación y asistencia a los pasajeros aéreos en caso de denegación de embarque y de cancelación o gran retraso de los vuelos.

Según ese Reglamento, los pasajeros aéreos tienen derecho a recibir una indemnización de entre 125 y 600 euros por persona (independientemente del precio pagado por el billete) en caso de que el vuelo se cancele o retrase. El problema radica en que el proceso no es nada fácil. Las líneas aéreas nunca pagan voluntariamente: suelen citar "circunstancias extraordinarias" para rechazar las reclamaciones. El proceso, por tanto, no es sencillo, pero aquí es donde entran en juego algunas ayudas en red.

Las empresas del tipo flightright: gestión gratuita y en red

Una de los últimos desarrollos de negocio en la red es el de las páginas web donde una empresa representa los derechos de los pasajeros y exige el cobro de las indemnizaciones a las líneas aéreas. Es una idea totalmente nueva: este tipo de empresas, como flightright gestionan todo el papeleo en nombre del cliente.

La idea, concebida al amparo de la directiva europea anteriormente citada, es novedosa pero para que resulte óptima para el reclamante incorpora un elemento de distinción: el cliente no paga nada, sino que sólo tendrá que abonar un porcentaje del importe de la indemnización si la empresa tiene éxito en la reclamación. Es decir, que en todo caso no le cuesta dinero al reclamante.

Este tipo de empresas corren con los gastos porque su negocio radica en ganar las reclamaciones a las compañías y cuanto más dinero consigan para el cliente, mejor para todos. Lo mejor es que los gastos corren de cuenta de la compañía, como en el caso, por ejemplo, de flightright.

¿Cuánto dinero valen sus derechos?

Estas empresas suelen ofrecer también otro tipo de servicio gratuito: el cálculo del coste de la indemnización. Se trata de lo que se podría llamar como 'prueba de buena fe', porque ponen a disposición del cliente una "calculadora de indemnización", por la que pueden averiguar hasta el máximo que les corresponde según el tipo de incidencia que hayan padecido.

Ahora bien, para poder optar a este tipo de servicio, su vuelo debe estar operado por una línea aérea regulada por la Unión Europea. Además, tanto la distancia del vuelo como el tiempo de retraso afectan a la indemnización que los pasajeros puedan reclamar, y dicha indemnización oscila entre los 125 y los 600 euros por persona. La norma general viene a ser la siguiente:

- Los vuelos de menos de 1.500 km con un retraso de 2 horas o más tienen derecho a 250 euros.

- Los vuelos entre 1.500 y 3.500 km con un retraso de al menos 3 horas pueden recibir hasta 400 euros.

- Los vuelos de 3.500 km o más y con un tiempo de espera de 4 horas pueden reclamar hasta 600 euros.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.