www.madridiario.es
Aparcamiento de residentes
Aparcamiento de residentes

Arranca el proceso de venta de los aparcamientos de residentes

jueves 14 de noviembre de 2013, 12:24h
La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Madrid ha dado el visto bueno al proceso de enajenación de 266 aparcamientos de residentes, quienes podrán optar por comprarlas o mantenerlas con el régimen actual.

El Consistorio ha iniciado el proceso con la aprobación provisional, por acuerdo de la Junta de Gobierno, del Plan Especial Aparcamiento Ortega y Gasset I, un documento urbanístico que lo desafecta pasando de uso público a bien patrimonial.

El aparcamiento se encuentra en José Ortega y Gasset, en el tramo comprendido entre las calles de Alcántara y Francisco Silvela. Consta de cuatro plantas con un total de de 741 plazas, de las que cuatro son para motos.

Inicia así el proceso por tratarse de la primera solicitud que ha formalizado una comunidad de usuarios y porque presenta las condiciones urbanísticas y jurídicas adecuadas para la desafectación. Los usuarios de otros 35 aparcamientos ya han solicitado la enajenación y se prevé que, a lo largo del próximo año, continúe el proceso con otros 17 aparcamientos más.

El Plan Especial establece la ordenación pormenorizada de toda la parcela que ocupa el aparcamiento, manteniendo la calificación de viario público a nivel de suelo y calificando de garaje-aparcamiento las cuatro plantas existentes en el subsuelo. En total, el documento ordena una superficie sobre rasante de 4.328 metros cuadrados y otra bajo rasante de 17.315 metros cuadrados construidos.

Después de la aprobación inicial se abre un periodo de un mes destinado a información pública, al término del cual se procederá a su aprobación definitiva por el Pleno del Ayuntamiento de Madrid. A continuación se inscribirá en el Registro de la Propiedad como bien patrimonial, lo que posibilitará la posterior enajenación de las plazas a los usuarios interesados en su adquisición. La oferta de venta se prevé para el próximo verano.

Fue en el Debate del Estado de la Ciudad, que se celebró el pasado mes de junio, cuando la alcaldesa, Ana Botella, anunció que se pondría en marcha este proceso con el objetivo de atender la demanda de los residentes interesados en adquirir la propiedad de las plazas de aparcamiento, de cuyo uso disfrutan con carácter temporal.

Cuando los madrileños que tienen una plaza en régimen de concesión opten por comprarla, quedarán suprimidas todas las trabas y limitaciones existentes para venderlas, alquilarlas o transmitir la propiedad. Los que no quieran comprar, seguirán en el régimen actual.

El proceso de enajenación se llevará a cabo de manera gradual y en función de la demanda que exista. Para ello, previamente se procederá a la desafectación del subsuelo, en el que se encuentre situado el aparcamiento, mediante la aprobación del Plan Especial.

De esta forma las plazas de aparcamiento dejan de ser bienes de dominio público y pasan a ser bienes patrimoniales, que pueden ser objeto de transmisión, para lo que se continuará con los correspondientes procedimientos urbanísticos y patrimoniales.

El proceso será flexible: no se trata de sustituir el régimen actual sino de dotarle de una alternativa, en los casos en que se considere que hay otra opción más adecuada, como explican desde el Ayuntamiento. El usuario podrá decidir con libertad si aceptar esta opción o continuar con el mismo régimen y en las mismas condiciones hasta que termine el plazo de su concesión.

Más información:

El Ayuntamiento venderá sus 113.000 plazas de aparcamiento para residentes

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios