www.madridiario.es

La importancia de nuestras aves carroñeras

lunes 20 de enero de 2020, 13:52h

La Comunidad puede dejar de ser de las pocas regiones en las que todavía no está regulado el abandono de animales muertos en los muladares, vital para la supervivencia de la avifauna necrófaga

En muchas ocasiones, la ONG conservacionista SEO/Birdlife ha reclamado a la Comunidad de Madrid la recuperación de los muladares madrileños. Tras la crisis de las vacas locas, quedó prohibido el abandono del ganado muerto en el campo, lo que originó la desaparición de una tradición antiquísima. A pesar de ser una práctica económicamente muy importante para los ganaderos, y una fuente vital de alimento para las aves carroñeras, la Comunidad de Madrid es de las pocas comunidades autónomas que aún no ha recuperado esta práctica.

No obstante, se trata de una situación que puede cambiar en breve. La semana pasada Equo, el partido político ‘verde’, informó que el Gobierno regional estaba ultimando un decreto mediante el cual se establecería una red de muladares en la región, cosa de la que nos alegramos enormemente. Aun así, Equo, tras revisar el borrador de la norma, pedía a la Comunidad de Madrid que se incluyeran más espacios para la alimentación de aves necrófagas. La formación política reclamaba, entre otras, la totalidad de la Zona de Especial Protección para las Aves de los encinares del Alberche y el Cofio y los Lugares de Interés Comunitarios y Zonas de Especial Conservación de estos dos cauces.

¿Qué importancia tiene una red de muladares? Pues mucha. Para los ganaderos es una solución casi gratuita para la eliminación del ganado muerto. Pero va mucho más allá, ya que los muladares aportan un alimento importante para aves carroñeras como los buitres. Estas necrófagas, se encargan de eliminar del medio natural los cadáveres de los animales muertos, evitando la posible propagación de enfermedades que pueden afectar tanto a las especies silvestres como al ganado e incluso a los seres humanos. ¿A que es importante recuperar los muladares? A pesar de esto, muchos ganaderos de la región han denunciado ataques al ganado por parte de buitres leonados. Aunque no está probado al 100%, si se han llegado a registrar ha sido en gran medida debido a la falta de alimento en el medio natural.

Esta circunstancia es la que a buen seguro ha hecho que se demore la elaboración y aprobación del decreto de la Comunidad de Madrid sobre los muladares madrileños. Aún con lo urgente que es para las aves necrófagas que habitan en nuestra región, no se trata de la única amenaza a la que se enfrentan. A finales del año pasado el Grupo de Rehabilitación de la Fauna Autóctona y su Hábitat, GREFA, informó de la muerte por envenenamiento de un buitre negro encontrado en El Álamo. Es verdad es que no es habitual, pero cada cierto tiempo a las instalaciones de la ONG madrileña llegan aves necrófagas y otras especies silvestres que han sido envenenadas o incluso con múltiples fracturas tras haber sido tiroteadas.

Hoy hemos centrado nuestra mirada en los buitres, pero cualquier otra especie que integra nuestro catálogo de fauna autóctona, desempeña un papel muy importante en los ecosistemas en los que habita. Un enorme engranaje de relaciones entrecruzadas de las que el ser humano se aprovecha y, por supuesto, depende también.

Jonathan Gil Muñoz
Director de El Guadarramista

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios