www.madridiario.es

Más cumplir que hacer cumplidos

Por Alejandro Sánchez Fernández
martes 19 de diciembre de 2017, 07:00h

En la Comunidad de Madrid han transcurrido dos años y medio largos desde las últimas elecciones autonómicas. Y con ellos se ha cubierto más de media Legislatura. Es momento, por ello, de volver la vista atrás y mirar no ya la senda que nunca se ha de volver a pisar, de la que nos hablaba el maestro Machado, sino los compromisos cumplidos y, por qué no, los que deben cumplirse. Porque los servidores públicos son depositarios del crédito y el aprecio de los ciudadanos en función de su cumplimiento de la palabra dada y de los nuevos proyectos que anuncian, los cuales –estos últimos– merecen asenso, a su vez, en proporcionalidad directa a lo cumplido.

Los responsables políticos acostumbran exponer lo que han hecho y lo bien que lo han hecho, así como lo que van a hacer y lo bien que lo harán, aderezando sus declaraciones con cumplidos a los ciudadanos. Pero lo que verdaderamente cuenta, o debería contar, es lo cumplido, y no tanto los cumplidos.

La presidenta de la Comunidad de Madrid se presentó ante los madrileños con un programa electoral que dijo que cumpliría. Y les dedicó el franco cumplido de que tienen derecho a recibir los mejores servicios públicos que sea posible ofrecerles, a que se administre el dinero que pagan con sus impuestos en la forma más eficiente posible, a que se les garanticen oportunidades para vivir de acuerdo con su voluntad, y a que se cumpla lo que con ellos se pactó. Ése es el mejor cumplido que puede dispensárseles, más que regalarles los oídos con proclamas sobre lo mucho que merecen y lo mucho más, hasta lo imposible, que deberían recibir, como hacen muchos representantes políticos; en especial, los populistas.

Transcurridos dos años y medio de legislatura, Cristina Cifuentes tiene cumplidos o en desarrollo 288 de los 300 compromisos que expuso en su programa electoral. Y a los madrileños sigue diciéndoles lo que en todo momento les ha dicho: que ella va a cumplir por entero su programa electoral, porque ha empeñado en ello su palabra, y que ellos tienen derecho a que así sea y legitimidad para, si no lo es, reclamarlo y pedir explicaciones. Y les dice que va a cumplir no solo el programa electoral, sino otros compromisos que contrae porque le parecen realistas y beneficiosos para el conjunto de los ciudadanos de la Región.

Y es que nuestra presidenta impulsa sin descanso nuevas iniciativas que se ve capaz de llevar adelante en bien de aquellos a quienes se debe: todos y cada uno de los madrileños.

En el último Debate del estado de la Región, Cristina Cifuentes anunció nuevos proyectos que va a poner en marcha antes de que finalice la legislatura. Y como lo dijo, seguro que lo cumple, como procura hacer siempre. No puedo exponer aquí cuanto anunció, porque desbordaría la extensión de este artículo, del mismo modo que la desbordaría relacionar todos los puntos de su programa electoral que ya ha cumplido. Sí voy a mencionar, a párrafo seguido, sus nuevos compromisos de mayor relevancia o alcance.

El Gobierno de la Comunidad de Madrid va a crear un Parque de Bomberos en Alcobendas, un Centro de Innovación Gastronómica, un Espacio de Artes en el antiguo edificio de Metro ubicado en Castelló 21 y un Centro de Turismo regional.

Va a poner en marcha una Estrategia de Igualdad de Oportunidades entre Mujeres y Hombres, y un Plan Estratégico del Canal de Isabel II 2018-2030. Y también Programas en muy diversos ámbitos: para que sea reconocida la función social del Docente; para ayudar a los Comerciantes y Artesanos a adaptarse a las actuales tendencias del consumo y a las nuevas tecnologías (“Comercia Madrid”); para mejorar los cuidados en las residencias de Mayores; para combatir la despoblación rural; para fomentar la lectura y el deporte inclusivo; para cuidar a la Infancia y la Adolescencia; y para mejorar nuestra industria.

Va a prolongar la tarifa plana para autónomos (a dos años). Va a abrir el jardín histórico Finca de Vista Alegre, en el distrito de Carabanchel. Va a renovar los Convenios BESCAM (Brigadas Especiales de Seguridad de la Comunidad de Madrid) con los municipios madrileños. Va a habilitar un gestor online de incentivos a la contratación. Va a extender la línea 11 de Metro y a conectar la estación de Gran Vía con la de Cercanías de Sol. Va a iniciar los trámites para convertir el antiguo Hospital Puerta de Hierro en un centro de cuidados sanitarios de media estancia. Va a aumentar del 48% al 52% el espacio protegido de la Región y a promocionar la insignia “Madrid, Reserva de la Biosfera”.

Y hará todo lo que considere que, siendo posible y razonable desde la más rigurosa responsabilidad política, será beneficioso para el conjunto de los madrileños.

Algunos de los proyectos expuestos ya están llevándose a la práctica. Otros están en trámite. Y lo que considero seguro es que todos se harán realidad. Porque con la palabra no se juega.

Con la palabra no se juega porque es lo que sostiene nuestra convivencia y nuestra solvencia como sociedad. Y esto lo sabe bien, y lo cumple bien, Cristina Cifuentes. Sin más cumplidos de los necesarios.

Alejandro Sánchez Fernández es diputado del PP en la Asamblea de Madrid.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios