www.madridiario.es
Junta de distrito Moncloa-Aravaca.
Ampliar
Junta de distrito Moncloa-Aravaca. (Foto: Diego Sánchez)

Los distritos seguirán sumando competencias en 2018

Por MDO/E.P.
sábado 16 de diciembre de 2017, 18:00h

La creación de áreas infantiles, la renovación del viario y la gestión de la apertura y el cierre de los parques y jardines son algunas de las compentencias que los distritos asumirán en 2018.

Los distritos seguirán sumando competencias en 2018, como la creación de áreas infantiles, la renovación de su viario o la gestión de la apertura y cierre de los parques y jardines con horarios, nuevas responsabilidades que irán en paralelo al refuerzo de las Juntas Municipales con la nueva Relación de Puestos de Trabajo (RPT).

Así lo avanzó el delegado de Coordinación Territorial y Cooperación Público-Social, Nacho Murgui, en la última comisión de Participación Ciudadana, Transparencia y Gobierno Abierto. En concreto, las Juntas se harán con la gestión de la remodelación y mejora de las zonas verdes y espacios ajardinados "de distrito", es decir , aquellos que no sean parques históricos, singulares y forestales de Madrid.

También, en coordinación con el área de Medio Ambiente y Movilidad, gestionarán la creación de áreas caninas, áreas infantiles, circuitos deportivos elementales y zonas de work out, además de encargase de los horarios de apertura y cierre de parques y jardines que cuenten con ellos para "ajustarse a las necesidades de la vecindad, que disfrutará de estos espacios con una gestión más cercana y eficaz".

Las Juntas además participarán en el control, priorización y vigilancia, de la mano de Medio Ambiente, del contrato integral de conservación y mantenimiento de las zonas verdes.

Murgui avanzó que trabajan para que las Juntas puedan gestionar de una manera más eficaz en 2018 la remodelación y renovación del viario y espacios públicos del distrito, además de dotarlas de la posibilidad de participación en las tareas de control, priorización y vigilancia sobre el mantenimiento de ese viario local, que se gestiona a través del contrato de gestión integral de infraestructuras viarias.

Para que los distritos tengan mayor autonomía en la gestión de las actividades que se desarrollan en su territorio, el área está rediseñando el procedimiento que articulará los procedimientos de autorización y emisión de informes en una nueva instrucción, que incluirá tres tipos de actos, los de distrito, los interdistritales y los de ciudad.

Refuerzo de las Juntas

Nacho Murgui recordó que en paralelo se están reforzando las Juntas Municipales dotándolas con los recursos necesarios para que estas nuevas competencias puedan ser desarrolladas con garantías. Esto se materializa con la nueva estructura de las Juntas y la nueva RPT de los distritos, acordada con las organizaciones sindicales y que está en proceso de tramitación.

El delegado anunció la celebración en enero tanto de una nueva Comisión de Grupos Políticos para la Descentralización, en la que se avanzará en el nuevo mapa de competencias, como de la segunda edición de las jornadas sobre descentralización, a la que serán invitados los grupos políticos.

Las tres dimensiones de la descentralización

La concejalía que preside Murgui diseña la descentralización en tres dimensiones, política, económica y administrativa. La primera incluye la creación del Consejo Coordinador de los Distritos, a los que se les da mayores capacidades ejecutivas y de decisión incorporando de forma sistemática a los concejales de distrito a la Junta de Gobierno. En esta columna se enmarcan los Foros Locales, el nuevo instrumento para la participación ciudadana y la gobernanza del territorio.

La descentralización económica pasa por el incremento del presupuesto gestionado por los distritos y por la puesta en marcha del Fondo de Reequilibrio Territorial (FRT). La administrativa supone el traspaso progresivo de competencias y algunas facultades.

En el año 2016 se hizo efectivo un primer traslado en materia deportiva y de recursos humanos, que implicó la aprobación por el distrito de la programación deportiva anual de cada instalación, junto a la capacidad ejecutiva para la movilidad del personal sin cambio de funciones dentro de las instalaciones deportivas del distrito y sin necesidad de informe preceptivo de la Dirección General de Recursos Humanos.

Ya se amplió a 500.000 euros la capacidad de los concejales de distrito para firmar convenios, equiparándola a la del resto de ediles, y se facultó a los distritos para impulsar y gestionar los planes integrales de barrio.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios