www.madridiario.es
Albert Rivera en El Hormiguero
Albert Rivera en El Hormiguero (Foto: Imagen de Antena 3)

Albert Rivera: "Si llego a La Moncloa seguro que cambio el colchón, aunque lo tenga que pagar de mi bolsillo"

No tienen nada que envidiar a las giras de Alejandro Sanz, Malú, Pablo Alboran o Manuel Carrasco. Pero desde hace unas semanas, y lo que nos queda, los líderes de los cuatros partidos políticos principales van haya dónde ven un micrófono o una cámara.

En programas de radio o televisión donde dentro de solo dos meses no les volveremos a ver el pelo. Hasta que pasen cuatro años o lo que dure la siguiente legislatura, que tampoco tiene pinta que aguante tanto. A Mariano Rajoy, Pedro Sánchez, Albert Rivera y Pablo Iglesias, mencionados por estricto orden de lo que dicen la mayoría de las encuestas, hablan de lo que sea con tal de aprovechar unos minutos para hacer campaña.

Y dentro de las numerosas opciones que nos dan, pues nos quedamos con “El Hormiguero”. Programa en el que tenemos nuestras reticencias, por su forma de ser personal que no profesional, ahí todo elogios, sobre Pablo Motos. Pero el presentador-director del espacio tiene una facilidad para conseguir que las intervenciones de estos políticos sean divertidas. Aunque no, no nos olvidamos de Bertín y sus cosas.

En esta ocasión una nueva edición de “El Hormiguero 3.0” después del partido de la champions, con Albert Rivera de invitado. Aviso que de temas políticos y de la terrible actualidad, no les voy a contar mucho. Si el líder de Ciudadanos estaba en un programa de entretenimiento, hablemos de entretenimiento. Para otras cosas están otros programas y otras webs. No la nuestra.

Y Albert Rivera comenzó aclarando que dónde le llamen ahí estará “No se puede gobernar un país si no das la cara”. Para hablar después de su última visita a Rajoy en La Moncloa y los cambios que haría él si llega a habitar tal lugar “Es menos clásico de lo que parece, hay muebles minimalistas, modernos, todo dentro del entorno de un Palacio. Pero sí, si llegó allí cambiaría el colchón aunque lo tuviera que pagar de mi bolsillo”.

Comentó cómo le han cambiado las cosas. Ahora son muchos los que quieren hablar con él “Ya por la forma de andar sabes cuándo alguien se te acerca para hacerte la pelota o porque realmente le interesas”.

Sigue leyendo en La vida es una tómbola.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios