www.madridiario.es
Juan Martorell
Juan Martorell

Martorell: "La formación en valores es un reto educativo"

Por MDO
lunes 28 de abril de 2014, 08:00h
El Colegio Montfort es uno de los colegios privados más destacados de la Comunidad de Madrid. En esta entrevista, su director, Juan Martorell, explica su apuesta educativa y repasa los retos a los que se enfrentan los centros y las familias. Vea un vídeo de la entrevista.

¿Cuáles son los rasgos definitorios del Colegio Montfort?

Montfort es un colegio privado, que lleva muchos años en el mundo de la educación. Se caracteriza por un proyecto educativo sólido, consolidado y revalidado a través de los años. Hay muchos alumnos que han pasado por nuestro centro y hoy son grandes profesionales. Fue uno de los primeros proyectos bilingües de la Comunidad de Madrid y continuamos innovando cada día con el bilingüismo. Tenemos más horas de inglés, proyectos e ideas distintas. Además, tiene implantado el sistema de gestión de calidad desde hace muchos años y la marca Madrid Excelente. Básicamente, queremos ofrecer un buen servicio, que después se vea revalidado por los resultados, y que las familias estén satisfechas a día de hoy y en el futuro.

¿Qué método pedagógico se utiliza?

La receta, el proyecto, la metodología es muy sencilla: hábitos de trabajo y de estudio, y formación en valores. Con hábitos de trabajo y estudio nos referimos al valor del trabajo bien hecho, con rigor y esfuerzo. Y cuando hablamos de valores, hablamos de valores humanos y de disciplina, que es uno de las cuestiones que más importan a las familias.

¿Cómo se adapta el colegio a las nuevas realidades?

Entendemos que las nuevas tecnologías son un método más, es decir, que en la educación el objetivo es que los niños aprendan bien, memoricen y tengan las habilidades y competencias que les abran las puertas a la sociedad. Para ello, utilizamos los libros, los cuadernos y las nuevas tecnologías. Tenemos pizarras digitales en todas las clases y asignaturas sobre el uso de nuevas tecnologías, que damos en inglés. El objetivo es que aprendan a usar las técnicas que les van a ayudar a interactuar con el conocimiento. A día de hoy, nuestra apuesta principal es la pizarra digital, ya que es un método que controla el profesor y a la vez motiva al alumno, porque es mucho más visual. Yo siempre hago esta comparación: si hubiera estudiado la tabla periódica de elementos como la ven ahora en las pizarras digitales, que tocas y aparecen los átomos y electrones, igual me hubiera resultado más fácil. Pero lo importante es que aprendan Química.

¿Qué importancia tiene el deporte en el Colegio Montfort?

Tenemos unas instalaciones deportivas de primer nivel. No hay ningún colegio en Madrid que tenga unas instalaciones como las que tenemos nosotros. Nos gusta fomentar el deporte como un valor en sí mismo. Por un lado, la actividad física es absolutamente necesaria en la formación y el crecimiento de los alumnos. Pero también nos interesan los valores positivos del deporte: la competitividad sana, la superación de uno mismo, aprender a ganar y a perder, el respeto a las normas y al oponente. Practicamos deportes como el fútbol, el tenis, la natación, el baloncesto. Además, las instalaciones del centro están en medio de la naturaleza. Esto les ayuda a valorar el entorno natural y el respeto por el medio ambiente. Y, por otro lado, están en un entorno sano, lejos de la contaminación, del ruido, de la parte negativa de un centro urbano como Madrid. Estamos en un entorno privilegiado.

Estamos en periodo de escolarización. ¿Qué consejos da a las familias que estén buscando un colegio?

Sobre todo que busquen un proyecto educativo que les dé seguridad, validado a través de los años y que tenga resultados comparados. Nosotros participamos todos los años en las pruebas externas que hace la Comunidad de Madrid, en las que tenemos muy buenos resultados. En el ranking del diario de 'El Mundo', estamos entre los cinco mejores colegios privados de Madrid. Y que apuesten por un proyecto bilingüe, con un sistema de gestión de calidad, un proyecto validado y con buenos resultados académicos, porque lógicamente les va a dar más seguridad que proyectos nuevos.

Con la crisis los colegios privados están perdiendo alumnos a favor de concertados y públicos. ¿Qué hace el colegio Montfort para seguir atrayendo alumnos incluso en esta situación?

La respuesta es muy sencilla: calidad. La educación privada tiene unos sistemas de gestión que le permiten tener una adaptación muy rápida a las necesidades educativas del momento. Por ejemplo, con un proyecto bilingüe como el nuestro, estamos aumentando el número de horas de Inglés y eso las familias lo valoran. La familia que valora la educación no pone pegas a los precios, porque busca el mejor colegio para sus hijos que es la mejor herencia que les puede dejar.

¿Es caro estudiar en el Colegio Montfort?

No necesariamente, porque ofrecemos muchos servicios, como comedor, ruta, horario ampliado, gabinete de orientación o un servicio médico. Para todo lo que ofrece no es caro realmente. Hay colegios con mensualidades más bajas, pero con los extras llegan a ser más caros.

Con la LOMCE, la Comunidad está cambiando el currículo de Primaria, con más Lengua y Matemáticas. ¿Qué le parecen estos cambios?

Nosotros de siempre hemos dado más horas de clase que los mínimos marcados. Hemos aumentado las horas de Lengua, Matemática e Inglés, así que ya teníamos el horario aumentado. En cuanto a la división en Ciencias Sociales y Ciencias Naturales de lo que ahora es Conocimiento del Medio, son dos asignaturas que antes era una, pero el objetivo es el mismo. Creemos que la LOMCE es una buena ley que va a fomentar la calidad y la mejora de los resultados, o por lo menos ese es el deseo que tenemos todos.

¿Qué papel tendrían que jugar las familias en la educación?

Nosotros desde que se creó el colegio postulamos una cosa: la familia debe colaborar con el colegio. La parte de valores se aprende en casa y se practica en el colegio, y la docencia corresponde al colegio; pero la colaboración entre la familia y el colegio debe ser tremendamente estrecha. No podemos dejar la educación en manos solo de los padres o del colegio. Nosotros tenemos un sistema de comunicación con la familias, obligado por nuestro sistema de calidad, que consiste en que las familias tiene que mantener con el centro reuniones individuales. Creemos que los problemas se deben tratar directamente con cada familia. En casa las familias deben colaborar y ayudar a los niños a hacer las tareas cuando sea necesario. Y, sobre todo, que los hábitos de trabajo que les generamos en el colegio, se vean respaldados en casa.

¿Cuáles son los principales retos educativos de la actualidad?

Ahora nos enfrentamos a un cuestionamiento de las fuentes de información. Antes las únicas forma de información eran el profesor y el libro. Ahora eso ha cambiado radicalmente. Los alumnos tienen a su disposición todo el conocimiento del mundo a través de internet y las redes sociales. Entonces, el reto no está en encontrar la información, sino en saber cómo buscarla, interpretarla y filtrarla. Por otra parte, no deja de ser un reto la formación en valores. La disciplina, el rigor, el trabajo, el respeto, la autoridad son valores que en cierta forma se han cuestionado, y que el colegio y la familia deben tener clarísimos.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios