www.madridiario.es
Ignacio González
Ignacio González

González: "Respetamos a los profesores pero mucho más a los padres y alumnos"

Por MDO/E.P.
martes 03 de septiembre de 2013, 14:45h

El presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, ha respondido a algunas críticas que ha recibido por plantear el cambio en los planes de estudio de Magisterio, señalando que respetan a los profesores pero "mucho más" a los padres y alumnos. La propuesta no ha sido mal acogida, pero hay sectores que plantean dudas.

"Respetamos a los profesores pero mucho más a los padres y a los alumnos y nuestra obligación es garantizarles que los docentes tienen los conocimientos suficientes para transmitirlos a los alumnos", ha apuntado González, quien ha señalado que este cambio es una "prioridad". La propuesta del presidente del Gobierno madrileño de cambiar los planes de estudio de Magisterio a raíz de constatar que un elevado porcentaje de opositores no ha pasado el examen de conocimientos generales ha sido uno de los temas que más han 'encendido' el debate durante la sesión que se está celebrando este martes del Debate sobre el Estado de la Región.

En varias ocasiones, el dirigente madrileño ha preguntado a los grupos de la oposición que han intervenido hasta las 13.00 horas (UPyD e IU) que se pronuncien acerca de qué opinan sobre que los profesores tengan o no los conocimientos necesarios para impartirlos a los alumnos y ha destacado que el Gobierno trabaja, precisamente, para tener a los "mejores" profesionales. No obstante, la crítica generalizada tanto dentro de la Cámara de Vallecas como en la comunidad educativa son los recortes educativos, que según los cálculos de IU han supuesto la pérdida de 5.000 profesores en Madrid, como ha denunciado su portavoz, Gregorio Gordo, en su turno de réplica al presidente.

Reacciones

Este anuncio para cambiar los planes de estudio de Magisterio no ha sido mal recibido por algunos sectores, pero sí han señalado que no corresponde a la Comunidad de Madrid hacer estos cambios. Así, los rectores de las universidades públicas de la Comunidad de Madrid ven "muy positiva" la propuesta que hizo este lunes el presidente regional, pero recuerda que "los planes de estudios se establecen de acuerdo con una normativa ministerial".

Así lo ha explicado el presidente de la Conferencia de Rectores de las Universidades de Madrid (CRUMA) y rector de la Universidad de Alcalá (UAH), Fernando Galván, quien ha detallado que la carrera tiene 240 créditos establecidos, 30 de ellos (la mención o especialidad) son los que disponen las universidades para cambiar contenidos. "Hay muy poco margen", ha apuntado. Los 210 créditos restantes se distribuyen en tres grupos: El primero cuenta con 60 créditos, que son asignaturas comunes a todos los estudios de la misma rama; el segundo grupo con 100 créditos, para "materias fundamentales" (como Matemáticas o Lengua); y el tercero con 50 créditos, destinados a las prácticas y al Trabajo Fin de Grado. Galván considera que al final los alumnos "solo tienen dos asignaturas fundamentales" y que para mejorar la formación sería necesario "aumentar los créditos de la formación básica".

Por su parte, la Confederación Católica de Padres de Familia y Padres de Alumnos (Concapa) ha felicitado al Gobierno de la Comunidad por esta propuesta, ya que es "fundamental" para mejorar el nivel escolar y ha resaltado la importancia de subir el nivel de la formación sobre todo lengua extranjera. Esta confederación considera que para mejorar el nivel escolar es "fundamental" contar con la mejor formación posible del profesorado, "escogiendo para esta función los mejores expedientes académicos, tal y como se efectúa en otros países de constante referencia, como, por ejemplo, Finlandia".

El sindicato CSIF ha considerado que tras esta propuesta hay "motivos ocultos". "Estimamos que cualquier mejora en el currículo y la formación de los profesores es positiva para la enseñanza de nuestra Comunidad, pero no apoyamos el cambio de baremación en la nota final de las oposiciones ni que se presenten datos sesgados y no contrastados, cuyo único fin es atacar a la enseñanza pública", ha opinado este sindicato en referencia al cambio en la confección de listas de interinos que ha aplicado la Comunidad este año, dando más importancia a la nota que a la experiencia, y que ha relacionado con la necesidad de contar con los "mejores profesores".

CSIF considera que las pruebas de cultura general en la oposición son "innecesarias" y han recordado que Madrid es la única comunidad que la exige. "Resulta paradójico también que, por un lado, se exija mejorar la formación pero que, por otro, la experiencia y la formación apenas tengan peso en las oposiciones, lo cual es una clara contradicción", han apostillado. También les choca que la Comunidad de Madrid "haya retirado las ayudas a la formación continua del profesorado a los sindicatos y que muchos docentes que desean formarse deban pagar de su muy dañado sueldo los cursos al no existir suficiente oferta".

Más información:

Madrid impulsará el cambio de los planes de estudio de Magisterio

 

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios