www.madridiario.es

Reclama 2.050 millones para inversiones en infraestructuras

Aguirre quiere que el 1 de enero se haya traspasado la M-40 y arranque la gestión compartida de Cercanías y Barajas

Aguirre quiere que el 1 de enero se haya traspasado la M-40 y arranque la gestión compartida de Cercanías y Barajas

jueves 20 de septiembre de 2007, 00:00h
Esperanza Aguirre le ha puesto fecha al presidente del Gobierno. La jefa del Ejecutivo regional quiere que el 1 enero arranque la gestión compartida de las Cercanías y del aeropuerto de Barajas, y que se haya consumado el traspaso de la M-40. Así lo recoge el proyecto para el convenio de colaboración con el Ministerio de Fomento en materia de transportes, que ha aprobado el Consejo de Gobierno este jueves y en el que se reclama al Estado una inversión de 2.050 millones en infraestructuras para el 2008.
Año Nuevo, nuevas competencias para Madrid. El improvisado refrán sólo se cumplirá si el presidente del Gobierno atiende las reclamaciones que Esperanza Aguirre le hace en un documento previo al convenio de colaboración en materia de transportes que ambos pactaron en su reunión del 13 de septiembre. En el borrador del convenio, que ha aprobado este jueves el Consejo de Gobierno, Aguirre quiere que el traspaso de la M-40 se consume el 1 de enero de 2008 y que a partir de esa fecha se haga igualmente efectiva la gestión compartida tanto de las Cercanías como del Aeropuerto de Barajas.

Manuel Lamela y Esperanza Aguirre, en el Consejo de Gobierno de este jueves/ Foto: CM2.050 millones
La Comunidad se conformaría así con la cesión a medias de las Cercanías para Madrid aunque no renuncia a las transferencias totales "porque así lo recoge nuestro Estatuto", ha vuelto a reiterar el consejero de Transportes e Infraestructuras. Manuel Lamela, que ha comparecido junto a la presidenta regional tras el Consejo de Gobierno, ha  explicado que en el borrador se demanda al Estado 2.050 millones en inversiones en la región para poder cumplir con el convenio en materia de fomento. La cifra incluye una partida de 580 millones de euros en concepto de inversión de nuevas infraestructuras para ampliar y modernizar la red de Cercanías y 1071 millones sólo en concepto de mejora y ampliación de las carreteras, cantidades que deberían figurar en los presupuestos generales de 2008, en opinión de Lamela.

En cuanto a las inversiones previstas para la M-40 el consejero cree necesario, y así lo recoge el borrador, que se abra una mesa de trabajo con el Ministerio para cuantificar el importe económico y la inversión para la modernización de la vía previo al traspaso, y que nunca será inferior al mínimo comprometido por Zapatero que alcanzaba los 430 millones. Se deja claro también la intención de que durante el 2008 la vía funcione en régimen transitorio para adaptar las inversiones, tiempo en el que los gastos dependerían del Estado.

 También se contemplan, como ha explicado Lamela, los compromisos del Ministerio de Fomento de incluir en los presupuestos generales del Estado para el 2008 las partidas para la construcción del primer tramo de la R-1 hasta el Molar, "si bien la Comunidad contempla una segunda fase hasta el kilómetro 70 de la A-1",  además de la prolongación de la R-3 hasta Tarancón; el nuevo tramo de la M-50 entre la A-1 y la M-60; las plataformas reservadas a los autobuses en todas las nacionales a su paso por Madrid; y la variante de Las Rozas. Asimismo el documento pone negro sobre blanco la necesidad, a ojos del Gobierno de Madrid, de ampliar un tercer carril de la A-6 en un tramo que no pertenece a la región pero que "influye directamente" en el tráfico de las entradas y salidas de la comunidad, entre San Rafael (Segovia) y Villacastín (Ávila).

Manuel Lamela, consejero de Transportes de la Comunidad No acaba ahí la cosa. En este ambicioso borrador para la colaboración con Fomento se han incluido tanto los acuerdos a los que llegaron ambos presidentes el 13 de septiembre como aquellos otros proyectos que van más allá de la competencia autonómica y no cuentan con la aprobación del Ministerio, como el cierre de la M-50 bajo el monte del Pardo -M-61- o la radial 6, que se llamará M-65. Esperanza Aguirre también recuerda a los responsables estatales la necesidad suprimir los pasos a nivel de ferrocarril o la construcción de 23 nuevas estaciones de Cercanías, incluso remite un proyecto de ejecución para llevar el AVE a la T-4 del  Aeropuerto de Barajas.

En referencia a las infraestructuras aeroportuarias en esta 'carta a los Reyes Magos' la Comunidad solicita a la Administración General del Estado que apoye y colabore en los dos nuevos aeródromos que quiere construir Aguirre en la región, algo a lo que Zapatero ya dijo sí en su encuentro, así como el desplazamiento del de Cuatro Vientos para la integración de sus terrenos en Bosquesur.

El consejero de Transportes e Infraestructuras ha explicado que el borrador prevé la creación de una comisión de seguimiento integrada por representantes de ambas administraciones, presidida por la Ministra de Fomento, Magdalena Álvarez y el propio Lamela, y que se reuniría al menos semestralmente. Tal y como ha explicado la presidenta regional remitirá el documento este mismo jueves a Zapatero, cumpliendo así su promesa de enviar la propuesta regional de colaboración en materia de infraestructuras antes del 23 de septiembre.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios