www.madridiario.es

El incendio en el túnel de Calle 30 se detectó por una denuncia vecinal

martes 20 de noviembre de 2012, 00:00h
Emesa, la empresa gestora del mantenimiento de Calle 30, no sabía que tenía un incendio de gravedad en uno de sus pozos de ventilación hasta que le avisaron los bomberos municipales. En el siniestro murieron dos operarios.
El delegado de Medio Ambiente, Seguridad y Movilidad, Antonio De Guindos, ha comparecido este martes en la comisión ordinaria para explicar la actuación de los servicios de emergencias en el incendio que se produjo el 26 de octubre en un by-pass de los túneles de la M-30 y en el que fallecieron dos empleados de Emesa. Según su relato, el incendio se produjo en una instalación eléctrica auxiliar que fue detectado por la denuncia de un vecino, quien llamó a emergencias y dijo que se estaba quemando una papelera en la calle Valderribas.

Al acudir, los bomberos se dieron cuenta de que no era una papelera sino que el humo procedía de una rejilla de ventilación de Calle 30. Cuando bajaron, se dieron cuenta de que había un incendio de tipo eléctrico de considerables proporciones en las instalaciones de la circunvalación subterránea. Avisaron entonces a la compañía, que no había hecho notar la incidencia. Los bomberos tuvieron que precintar la zona para evitar los reiterados intentos de los trabajadores de Emesa de acceder a la zona de las llamas, sin protección, para sofocar el fuego. Tras varias horas, los bomberos controlaron las llamas. Al acceder al lugar donde se había producido la deflagración hallaron los cadáveres de dos trabajadores de Emesa y comprobaron que los dispositivos de seguridad de nitrógeno líquido y agua nebulizada estaban desconectados.

De Guindos remarcó en su intervención que el Ayuntamiento ha exigido explicaciones a la empresa encargada del mantenimiento. Habida cuenta, sobre todo, que en los últimos seis meses se habían producido varias incidencias de similar naturaleza en el mismo sector.

La concejala socialista Ruth Porta cuestionó el funcionamiento de los sistemas. "No funcionó nada. No se cumplieron los protocolos. No funcionaron las comunicaciones. O fue un problema de construcción, o no se pusieron bien las instalaciones o sencillamente no funcionaron porque nadie se ocupa de que funcionen", sintentizó.

Milagros Hernández, edil de IU, recordó que su grupo ya denunció las carencias de personal y medios en el mantenimiento de los túneles de la M-30 como consecuencia de los recortes, tema que incluso han llevado al Defensor del Pueblo.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios