www.madridiario.es
Moscú, estrella invitada en el 30 aniversario de Arco

Moscú, estrella invitada en el 30 aniversario de Arco

miércoles 09 de febrero de 2011, 00:00h
La Feria de Arte Contemporáneo de Madrid celebra su 30 aniversario. Y lo hace por todo lo alto, con una exposición que resume esos 30 años de existencia y con un repaso al arte de uno de los países con más proyección en la escena artística actual: Rusia. Durante la presentación de la feria, celebrada este miércoles, el director de Arco, Carlos Urroz, ha confiado en que el año 2011 suponga "un paréntesis" dentro de la crisis económica.
Arco cumple 30 años. Atrás queda aquella primera edición, en 1982, cuando cerca de 25.000 personas se acercaron aconocer un proyecto que se antojaba arriesgado. Hoy, 30 años después, Arco se ha consolidado como una de las citas imprescindibles del arte contemporáneo en todo el mundo por la que ya han pasado cerca de 4 millones de visitantes. Sólo el año pasado, a pesar de la crudeza de la crisis económica, 150.000 personas acudieron a la feria.

La crisis, precisamente, se coló este miércoles en la presentación de la 30 edición de Arco, que se celebrará del 16 al 20 de febrero en Ifema. El director de la feria, Carlos Urroz, expresó su deseo de que la muestra suponga "un paréntesis" en medio de la situación de crisis generalizada.

Y eso que, en cuestión de cifras, la edición de este año supone un ligero paso atrás respecto al 2010. Si la feria del año anterior contó con la presencia de 218 galerías de 25 países, la cifra se ha reducido este año a 197 galerías de 21 países. Los galeristas y Urroz -que vivirá su primera feria como director-, sin embargo, se muestran optimistas. "Venimos con una sensación muy positiva -explicaron los galeristas- Creemos que las perspectivas son magníficas y que al final de la feria podremos celebrarlo".

Entre todos los países presentes, sin embargo, habrá uno que compartirá el protagonismo con los 30 años de la feria: Rusia. "La cultura siempre ha sido un elemento que ha unido a nuestros pueblos -subrayó el embajador ruso, Alexander Kuznetsov-. En España se conoce bien la literatura rusa, pero las artes  plásticas se conocen menos, y ese es, precisamente, el objetivo de este acontecimiento excepcional para Rusia".

Para eso se han seleccionado ocho galerías rusas que permitirán comprobar el estado de salud de un arte que ha sufrido una profunda transformación desde la caída del régimen comunista. Las moscovitas Aidan Gallery o GMC Gallery, por ejemplo, traerán a Madrid las obras de Elena Berg, Irina Davis, Olga Chernysheva o Alexandra Paterno.

Pero el arte ruso no estará representado sólo por los artistas de la capital. La galería Anna Nova, de San Petersburgo, desembarca en Madrid con un catálogo plagado de jóvenes conceptualistas volcados en los nuevos materiales, como Andrey Kuzkin, Maria Dmitrieva o Jury Alexandrov.

Desde Vladivostok, por último, llega Arka Gallery, cuyo espacio en Arco estará dedicado, en exclusiva, a la artista Olga Kisseleva, que explora la relación del arte con la ciencia y con las nuevas tecnologías. La huella rusa -enmarcada dentro de las celebraciones del año dual España-Rusia- se completa con la presencia de diez instituciones clave dentro del panorama del arte contemporáneo en la antigua Unión Soviética, como el Moscow Museum of Modern Arte, la Ekaterina Cultural Foundation o el National Centre for Contemporary Arts.

Exposición 30 Aniversario

El otro eje sobre el que pivotará Arco este año será el 30 aniversario de la feria. "Treinta años, con nuestra perspectiva, puede parecer poco -explicó el presidente de Ifema, Luis Eduardo Cortés-, pero en  un evento de este tipo tiene un gran valor".

Para celebrarlo, los organizadores de Arco han preparado una exposición -coordinada por Andrés Mengs y el ministerio de Cultura- que combinará fotografías de los 30 años de vida de la muestra -elegidas entre los archivos de Arco y las imágenes cedidas por el fotógrafo Luis Pérez Minguez- con una selección de algunas de las obras que se han podido ver a lo largo de estas tres décadas.

Además, otro de los focos de este trigésimo cumpleaños se fijará en los coleccionistas. "Son los que mueven el mercado del arte -subrayó Cortés-. Y no hay que olvidar que la razón de ser de la feria es hacer negocio". Para ello se organizarán dos mesas redondas que estarán dirigidas por la responsable de la 51 Bienal de Venecia, Rosa Martínez.

Además, se espera que más de 150 coleccionistas de todo el mundo pasen por Madrid durante los cinco días que dura el evento. Por último, Arco también pensará este año en los nuevos coleccionistas. Para eso se ha puesto en marcha una iniciativa -First Collector- en la que expertos en el mundo del arte asesorarán a todos aquellos aficionados que quieran iniciarse en el mundo del coleccionismo. "No se trata de decir lo que es bueno o lo que hay que comprar -matizó Cortés-, sino de dar una orientación a quien esté interesado".

Otra de las novedades será el proyecto Focus Iberoamérica. Patrocinado por la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo, este espacio pretende crear "una nueva conexión con los países iberoamericanos, con los que tenemos la obligación de trabajar más", señaló Cortés.

En la organización de su primera feria como director, Carlos Urroz ha intentado objetivizar al máximo la valoración de las galerías para poder participar en ARCO. "Lo que nos importa es la calidad, y para ello hemos creado un formulario muy exhaustivo en el que las galerías explican qué artistas traen, los proyectos o la promoción que le dan . Después, el comité atribuye una puntuación a cada una de ellas".

Del total de solicitudes -350-, más de 150 procedentes de todo el mundo se han quedado fuera de la feria, que por primera vez contará con una aplicación oficial para 'smartphones' que permitirá a los visitantes y coleccionistas tener la feria "en la palma de la mano".
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios