21 de junio de 2021, 6:32:16
Cultura y ocio


‘El pájaro azul’, teatro simbolista

Por Antonio Castro


El pájaro azul es una de las obras más conocidas del dramaturgo belga Maurice Maeterlinck y que apenas se ha representado en nuestro país. El año 1967 Ángel Fernández Montesinos la adaptó para el Teatro de las Juventudes y se estrenó en el María Guerrero en diciembre de ese año, con un jovencísimo Manuel Galiana entre los protagonistas. Después se han hecho, al menos, otros dos montajes más modestos.

La historia sí interesó al mundo del cine a lo largo de todo el siglo XX, llegando a filmarse cinco versiones, la última dirigida por George Cukor en 1976.

La leyenda teatral de El pájaro azul, uno de los grandes exponentes del teatro simbolista, arrancó en 1909 con la puesta en escena que dirigió Stanislavski. Maeterlinck sería galardonado en 1911 con el Premio Nobel de Literatura.

Los protagonistas de esta historia que, inicialmente, parece ideada solo para niños, son Tyltyl y Mytyl, dos hermanos, hijos de un pobre leñador. Animados por un hada emprenden un viaje fantástico para encontrar el pájaro azul que les proporcione la felicidad. Serán guiados por unos personajes fantásticos -Perro, Gato, Pan, Azúcar y Fuego- con los que se adentrarán en mundos de imaginación y recuerdos. Para el adaptador de esta versión, Alex Rojo:

--Es un viaje interior en el que cada uno de nosotros nos vamos dando cuenta de quiénes somos, cómo somos, quiénes nos acompañan y qué sentimos. Es un viaje emocional que nos invita a mirar en nuestro interior. Plantea también qué es la felicidad. Para cada persona es una cosa diferente. Algunos elementos que pueden ser comunes, pero otros son específicos de cada persona.

Este uno de los proyectos suspendidos el pasado año tras el confinamiento y que han recuperado para esta temporada. Alex Rojo es también el director del montaje que cuenta con un reparto integrado por Adrián Rico, Macarena Robledo, Irene Álvarez, Andrea Vázquez Viña, Ángel Mauri, Daniel Brotons y Lucas Ares.

El llamado teatro simbolista surgió tras un manifiesto publicado en 1886, en el que los firmantes se declaraban enemigos, entre otras cosas, del teatro declamatorio. Aunque tuvo especial influencia en la poesía, sus postulados alcanzaron a otras artes, entre ellas el teatro. Las obras de Maeterlinck llegaron con cuentagotas a España en el principio del siglo XX. Fernando Díaz de Mendoza estrenó en 1902 Monna Vanna. En 1920 se estrenó El alcalde de Stilmonde. Sí ha sido relativamente frecuente el montaje de la ópera Pelleas et Melisande que, con libreto de Maeterlinck y partitura de Debussy, se estrenó en 1902 en la ópera de París. A España llego -a Barcelona- en 1919.

El pájaro azul está en el teatro Fernán Gómez hasta el 21 de marzo.

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.madridiario.es