14 de junio de 2021, 4:16:41
Centro


Vecinos de Centro denuncian 36 pisos turísticos donde se celebran fiestas ilegales

Por MDO/E.P.


Representantes vecinales del distrito Centro han denunciado hoy en la comisaría de la Policía Nacional que en 36 pisos turísticos ubicados en 11 edificios del distrito realizan fiestas ilegales cada fin de semana desde finales de diciembre, contabilizando un total de 115.

En declaraciones a los medios, el presidente de la asociación de vecinos de Sol y Barrio de las Letras, Víctor Rey, ha denunciado que esta situación "infringen toda la legalidad y suponen una falta de respeto a los vecinos". Por eso, reclaman sanciones mucho más amplias y procedimientos penales "que corten de raíz esta situación".

Según ha explicado el portavoz vecinal, llevan sufriendo esta situación desde hace cuatro años, exigiendo a las autoridades municipales y autonómicas "que pongan fin a esta situación de irregularidad". Además, Rey ha añadido que "este problema debería haberse resuelto hace tiempo y ahora se ha agravado. Hay una dejación de funciones por parte de la Comunidad y Ayuntamiento".

En el mismo sentido, Marcos Osuna, representante de la asociación 'La Corrala de Lavapiés', sugiere que se precinten estos pisos turísticos irregulares y que los dueños sean también sean también sancionados porque "se están yendo de rositas". "Están usando todos los pisos turísticos para fiestas y desde el movimiento vecinal no podemos consentirlo", ha arremetido.

Además, Osuna cree que gente del sector del ocio nocturno puede estar detrás de algunas de estas fiestas. "Ellos están alquilando los propios pisos para hacer fiestas para demostrar al Ayuntamiento y la Comunidad de Madrid que están más seguros dentro de las discotecas que en pisos turísticos. Sabemos que en la plaza de Santa Ana en sitios se reparten flyer invitando a esas fiestas. Sabemos que detrás de ellos están las grandes discotecas que quieren reabrir el ocio nocturno", ha afirmado.

Solicitan que se tomen medidas inmediatas

Por su parte, el presidente de la asociación SOS Malasaña, Jordi Gordon, considera que "no puede ser que en un país con toque de queda, estado de alarma, que cumplen casi todas las personas, los sanitarios luchan contra esta enfermedad y mucha gente muere, haya mucha gente que se lucra en estas circunstancias, haciendo la vida imposible a los vecinos generando un problema de salud y que no dejan de vivir a los vecinos".

Por ello, el representante de la asociación ha pedido que se tomen medidas por parte de la Comunidad, el Ayuntamiento y el propio Estado, "porque es una violación contra el derecho de las personas y un delito contra la salud pública que la gente se lucre haciendo esto, una irresponsabilidad enorme". Gordon ha asegurado que desde el mes de julio hay pisos con fiestas todos los fines de semana, y a veces entre diario.

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.madridiario.es