28 de noviembre de 2020, 7:02:46
Educación


Celaá valora la vuelta al cole: "Sin incidencias en el 95,5% de los centros"

Por MDO


El ministro de Sanidad, Salvador Illa, ha avisado de que van a venir "semanas duras" en la Comunidad de Madrid, región que cuenta actualmente con el mayor número de contagios del nuevo coronavirus, y ha pedido actuar con "determinación" para tomar el control de la pandemia.

Illa se ha pronunciado así en una rueda conjunta con la ministra de Educación, Isabel Celaá, tras la segunda reunión del Comisión Sectorial de Educación y el Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud para analizar el inicio del curso escolar, y antes de asistir a la reunión del 'Grupo COVID-19', responsable de analizar la situación en la Comunidad de Madrid.

Este grupo es uno de los acuerdos alcanzados el pasado lunes por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, para coordinar y planificar respuestas contra la pandemia. Además, esta semana Ayuso ha pedido también al Ejecutivo apoyo militar y policial, así como poder contratar a 300 médicos extracomunitarios.

Sobre esta última petición, el ministro de Sanidad ha asegurado que estudian todas las solicitudes de las comunidades autónomas y que, en la medida en la que puedan, las van a atender. "Vamos a estudiar la situación y a hacer las recomendaciones oportunas en el ámbito del Covid-19", ha zanjado.

"Conviene no bajar la guardia", ha reiterado. El incremento de los casos provocados por la pandemia obliga a mantener todas las medidas sanitarias en el entorno educativo. El ministro, acompañado por la responsable ministerial del área de Educación, ha subrayado que los centros escolares "no son un lugar de contagio en estos momentos".

El objetivo de abrir las escuelas "se ha cumplido". Los más de ocho millones de alumnos así como cerca de 700.000 docentes -en más de 30.000 centros- han podido regresar a las aulas. "En el 95'5 por ciento no se han producido incidencias relacionadas con la Covid-19", ha concretado Isabel Celaá.

Si bien insistió en que no hay riesgo 0 ni dentro ni fuera de la escuela, defendió que "los protocolos permiten garantizar el derecho a la educación con seguridad". "Los beneficios de la escuela son muy superiores a los de sus posibles riesgos", aseguró apelando al papel esencial de los colegios e institutos para el proceso madurativo de los jóvenes.

Celaá resumió los datos aportados por los consejeros de las distintas comunidades autónomas y explicó que, como norma general, se han detectado casos positivos en un solo alumno en los centros, aunque también de algún docente, por lo que han tenido que cuarentenarse algunos grupos como estaba previsto en los protocolos.

En concreto, a día de hoy, Celaá ha informado de que hay 2.852 grupos cuarentenados de los más de 380.000 que hay en España. Esto supone un 0,73% del total.

En el mismo sentido se pronunció el ministro de Sanidad, Salvador Illa, celebrando que las cosas hayan "funcionado tal y como estaba previsto que funcionaran, es decir, correctamente". "Más allá de algún caso puntual del que yo no tengo conocimiento específico, los responsables han valorado correctamente los protocolos", se limitó a responder Illa remitiendo a los datos de las distintas autonomías al ser preguntado por las denuncias de algunos centros de la tardía aplicación de las medidas acordadas en materia de prevención de contagios.

Nuevas medidas educativas

La Conferencia Sectorial de Educación y el Consejo Interterritorial de Salud celebrados de forma conjunta habrían acordado cuatro novedades a implementar este curso 2020/2021 marcado por la pandemia de coronavirus.

- Adaptar las pruebas de acceso a la universidad a través de una orden ministerial para que los exámenes sigan un modelo similar a las del curso pasado y se adapten a las circunstancias de la pandemia con tiempo de previsión.

- Adaptar el currículo y las programaciones didácticas para recuperar aprendizajes imprescindibles y competenciales que no se pudieron alcanzar el curso pasado. Estudiar la posibilidad de llevar a cabo cambios normativos que permitan flexibilizar los currículos.

- Personal de refuerzo docente para su incorporación urgente. Celaá explicó que a algunas autonomías se les ha acabado la lista de sustituciones por lo que se permitirá "flexibilizar de manera excepcional y limitada" los requisitos para el ejercicio de la docencia eliminando, en esos casos, la exigencia de contar con un Máster de formación para la docencia.

- Adaptación de las prácticas de FP. Se ha pactado una reducción de la duración de los módulos en los centros de trabajo, así como crear o reforzar en su caso módulos de proyecto sustitutivos. También se elaborará una serie de recomendaciones higiénico-sanitarias para personas no docentes que tengan que estar a cargo de las prácticas de FP en el ámbito laboral, especialmente para sectores como la hostelería y turismo, imagen personal, sanidad...

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2020   |  www.madridiario.es