23 de octubre de 2019, 10:35:56
Cultura y ocio


Coca-Cola Music Experience reúne a 45.000 personas en su primera edición como festival

Por MDO


Tras dos días de música, diversión y experiencias inolvidables, Coca-Cola Music Experience se despide hasta el año que viene y lo hace cumpliendo la promesa con la que regresaba en esta novena edición: vuelve más grande y más festival que nunca. Esta declaración de intenciones se ha visto correspondida por los fans que, tras ocho años de éxitos, han conseguido batir todos los récords de asistencia en la historia del festival: hasta 45.000 jóvenes han disfrutado este año de la experiencia CCME, sumándose a las más de 120.000 personas que han disfrutado de las anteriores ocho ediciones.

Con esta cifra de récord, el Festival echa el cierre a una edición muy especial en la que ha evolucionado a un formato de dos días de duración y se ha trasladado a un nuevo espacio– el Recinto Valdebebas de Madrid- donde ni la lluvia impidió que los fans vivieran el doble de música, sorpresas y atracciones. En total, dos jornadas de 12 horas de Festival que han consolidado a CCME como un gran plan de ocio para disfrutar a lo grande. Coca-Cola Music Experience ha vuelto a demostrar que es el festival de referencia entre los fans más jóvenes, gracias a la oportunidad única que supone para ellos disfrutar de sus artistas favoritos de manera responsable y en un entorno controlado.

“Este año teníamos el reto de llegar a ellos con un Coca-Cola Music Experience más ambicioso, grande y diverso que nunca. Un proyecto apasionante que, tras todos estos meses de trabajo, se ha traducido este fin de semana en dos días inolvidables para miles de fans, a los que queremos agradecer su apoyo y su fidelidad”, declaran desde el equipo de CCME 2019. “Estas cifras de asistencia demuestran que nuestra apuesta por una mayor diversidad de estilos y un ocio responsable para todos ha sabido conectar con los jóvenes, a quienes llevamos acompañando y escuchando desde hace ya nueve años”.

22 horas de música en dos jornadas inolvidables

La primera de las dos jornadas comenzaba este viernes con las actuaciones de los jóvenes artistas que vienen pisando fuerte como Kayl, Josh Acosta y Yall en el escenario Play y continuaba con la inauguración del CCME Stage de la mano del maestro de ceremonias del festival, Tony Aguilar. Desde ese momento, el escenario fue testigo de emocionantes interpretaciones con la primera actuación de la sensación teen británica New Hope Club, a la que siguieron las de Atacados, Nil Moliner, Lemongrass, Laura Durand y Alexa Lace. Los fans también pudieron disfrutar de los directos de Famous, Carlos Right, Alba Reche, Roi Méndez y Miki y del artista mexicano Mario Bautista, que fue acompañado por sorpresa por Lalo Ebratt para interpretar juntos "Baby Girl"

Otro de los grandes momentos de la jornada lo protagonizaron los chicos de Locoplaya, que hicieron brillar el sol en el Recinto Valdebebas y pusieron a bailar a todos los asistentes con su aparición. La noche llegó con las actuaciones de Maikel Delacalle, a quien se le unió Mahmood para deleite de los fans en su hit "Soldi", y a la que siguieron las actuaciones de Austin Mahone, acompañado también de Abraham Mateo para cantar juntos "Háblame bajito". Clean Bandit y Anne-Marie hicieron disfrutar al público con sus éxitos y Don Patricio volvió a subirse al escenario con su éxito mundial "Contando lunares" y el hit del verano "Lola Bunny" con Lola Indigo por sorpresa. La jornada de emociones y música finalizó con la actuación del miembro de One Direction Liam Payne, que interpretó sus éxitos en solitario y además cantó con el público el cumpleaños feliz a su compañero de grupo, Niall Horan.

El sábado llegaba el turno para Maybe, Bombai y Ciccio, cuyas primeras actuaciones se encargaron de inaugurar el CCME Stage. Un escenario por el que después fueron pasando grupos como como Cupido o Lérica, a quienes siguieron Alfred García, Agoney, quien estuvo acompañado en el escenario del Coro Gospel de Madrid para interpretar su single “Black”, y la malagueña Ana Mena, que cerró su espectacular actuación interpretando su último hit, “Se iluminaba”.

La tarde continuó con Raoul, quien regaló a los fans una versión muy especial de su single “Estaré ahí”, y dos de las sensaciones mexicanas que más ganas tenían de ver los jóvenes que abarrotaban el Recinto: Sofía Reyes y Danna Paola. Dos fenómenos para dar el pistoletazo de salida a la recta final de la noche, en la que Louis Tomlinson se reencontraba con sus fans españoles y en la que el escenario fue testigo de una reunión única: Morat, Lalo Ebratt, Lola Indigo y Natalia Lacunza, juntos por primera vez en directo para interpretar por sorpresa el hit de Coca-Cola “Sensación de Vivir”. Tras este momentazo, los cuatro artistas ofrecieron al público sus shows individuales, en los que tampoco faltaron las sorpresas, como la presencia junto a Natalia de Guitarrica de la Fuente, la energía arrolladora de Lola Indigo y su equipo de baile o los temazos de los colombianos de Morat, con los que Coca-Cola Music Experience puso el broche a dos días inolvidables.

En total, 45 artistas nacionales e internacionales han dado forma al cartel más ambicioso e inclusivo de la historia del festival, que este año reforzaba su apuesta por la diversidad de estilos dando cabida al pop, al género urbano y a lo último en música latina.

Un festival sostenible y comprometido con el medio ambiente

Un año más, Coca-Cola Music Experience ha sido fiel a su compromiso con el entorno, ofreciendo una alternativa de ocio sostenible y respetuosa con el medio ambiente. Para ello, el Festival ha vuelto a apostar por la iniciativa #CCMEReforest, una acción con la que compensar la huella de carbono emitida durante los dos días de evento a través de reforestaciones de terreno.

Medidas destinadas a reducir al mínimo el impacto medioambiental del evento, que pasan también por la instalación de un Bar Solar 100% autosuficiente, vasos reutilizables, puntos de recogida por todo el recinto y carteles informativos para concienciar y fomentar el reciclaje, bicicletas eléctricas entre otras iniciativas. De este modo, Coca-Cola avanza en su objetivo de recoger el equivalente al 100% de sus envases para que ninguno de ellos termine como residuo, especialmente en los océanos.

Además de trabajar en que el festival sea lo más sostenible posible con el medioambiente en lo que respecta a la recuperación de residuos y a la compensación de la huella de carbono, CCME 2019 también tiene un compromiso con el entorno en el que tendrá lugar. Por ese motivo los conciertos se han ofrecido en dos jornadas de horarios reducidos de 13h a 00h.

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.madridiario.es