18 de octubre de 2019, 8:44:31
Medio Ambiente


El viaje de agua de la Fuente del Berro se podrá visitar a partir de otoño

Por Javier López Macías


El viaje de agua de la Fuente del Berro comenzó a construirse, bajo petición monárquica, a mitad del siglo XVI, en tiempos de Carlos I. Con una longitud total de 1,3 kilómetros, nace en la calle Pedro Heredia junto a la Plaza de Toros de las Ventas, transcurre en paralelo a la M-30 y finaliza en el parque Roma. Asimismo, tiene otro ramal que va desde la calle Dolores Romero hasta Peñascales. Toda esta infraestructura servía para llevar agua a las fincas de la zona. Sin embargo, la entrada en funcionamiento del Canal de Isabel II la dejó sin uso. Hasta ahora.

Según ha podido saber Madridiario, el Área de Medio Ambiente y Movilidad ya ha comenzado las obras de restauración de varios tramos en el distrito de Salamanca. Con un presupuesto de 320.000 euros, los trabajos tendrán una duración aproximada de tres meses y, una vez finalicen, darán paso a la apertura al público de la instalación. Así, los vecinos podrán observar cómo era el viaje de agua hace cuatro siglos.

Una nueva entrada y varios ramales

Tal y como detallan fuentes del departamento que dirige Borja Carabante, lo primero que se restaurará es el pozo y la cámara de acceso que se sitúa frente al número 57 de la calle Peñascales. En este punto, se excavará una especie de vestíbulo que contará con una escalera de pasos alternados, pues en la actualidad solo se puede acceder a través de un pozo vertical similar a los de la red de alcantarillado.

Una vez termine esta actuación será el turno del ramal que llega a la Fuente del Berro y está dividido en dos partes -de 21 y 82 metros cada una- y la otra galería, que está en el entorno de la plaza de toros. Esta dispone de un canal de 9,8 metros que deriva en un pozo construido con ladrillo original del siglo XVI y otro de 178 que conduce hasta el inicio de un tramo “también intacto desde su construcción, que está sin revestir y con la bóveda en forma de 'lomo de asno' o uve invertida”. El resto de la infraestructura, añaden, será objeto de documentación y desescombro.

Además, se realizará una limpieza en seco sobre la totalidad de las galerías y se reconstruirán los muros colapsados. Para ello, se utilizará un sistema para apuntalar y estabilizar la zona con el fin de retirar los materiales deteriorados y reponerlos con otros que serán de idénticas dimensiones, colores y texturas.

Una web y un audiovisual para los visitantes

Con todo, el Área argumenta que la restauración del viaje de agua de la Fuente del Berro sirve, como la recuperación del de Amaniel, para promover “la recuperación histórica y la difusión social de estas infraestructuras, olvidadas desde hace muchas décadas e inmersas en un proceso de abandono y destrucción como consecuencia de proyectos de reforma urbanística y promociones inmobiliarias.

En este sentido, para hacer más ricas las visitas se elaborará un audiovisual, un tríptico promocional, se instalarán dos paneles explicativos y se habilitará un recorrido de realidad virtual, amén de un espacio informativo en la web del Ayuntamiento.

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.madridiario.es