17 de octubre de 2019, 17:50:43
Distritos


Así espera el antiguo campo de golf de Canal su reconversión en parque público

El tiempo detenido en un campo de golf

Por MDO


Dicen que después de la tempestad llega la calma. En el caso del ya antiguo campo de Golf Canal, mucha calma. Porque después de la batalla judicial en la que los colectivos vecinales se proclamaron vencedores y lograron que se cerrara la instalación para transformarla en un parque público, el proyecto sigue aún sin materializarse.

El desmantelamiento de los elementos principales del campo de golf se ejecutó entre febrero y mayo de 2018 y, a pesar de que el Gobierno regional llegó a plantear que la obra comenzara ese mismo mes de junio, los dilatados plazos en la licitación han provocado que, a día de hoy, todo siga igual que hace un año; como si el tiempo se hubiera detenido en estos 117.000 metros cuadrados en el corazón de Chamberí, en los que todavía pueden verse, incluso, pelotas de golf abandonadas.

Ahora, la Comunidad de Madrid maneja "finales de año" como fecha probable de licitación de la obra, que no podrá terminarse antes de 2022.

Más de quince años esperando un parque

Fue en 2013 cuando el Tribunal Supremo declaró ilegal el campo de golf situado en el Tercer Depósito del Canal de Isabel II, en el barrio de Vallehermoso (Chamberí). El Alto Tribunal consideró entonces que la Comunidad de Madrid no cumplió los requisitos legales para que el proyecto fuera declarado como interés general en 2007, con Esperanza Aguirre al frente del Gobierno de Sol. Así, la Justicia daba la razón a varias asociaciones de vecinos que habían recurrido la instalación y reclamaban, en su lugar, un parque público para el distrito con menos zonas verdes de toda la ciudad de Madrid.

Chamberí es el distrito con menos zonas verdes de todo Madrid

Mientras el Gobierno regional intentaba regularizar la situación de la instalación -solicitando de nuevo la licencia al Ayuntamiento de Madrid-, se cruzaron las elecciones municipales de 2015 y Manuela Carmena llegó a Cibeles con un programa en el que se incluía la conversión de Golf Canal en un jardín público. También los grupos de la oposición en la Comunidad de Madrid -PSOE, Podemos y Cs- pidieron ese otoño al Gobierno regional la reconversión del Tercer Depósito en un espacio para los vecinos.

Apenas un año después, en septiembre de 2016, un nuevo revés judicial terminaba de inclinar la balanza: el TSJM declaraba nulo el Plan Especial con el que el Ejectutivo de Cristina Cifuentes regularizó las instalaciones y la Comunidad anunciaba el desmantelamiento del campo de golf.

A la espera de licitación

Cuando arrancó, en el verano de 2017, la adjudicación de este proceso de demolición de las instalaciones del Tercer Depósito, se habló de que los vecinos de Chamberí podrían disfrutar de su ansiado -y peleado- parque en dos años. Justo este mes de julio se cumple ese plazo y el campo de golf sigue casi intacto.

En febrero de 2018 se dieron dos pasos de gigante. Por un lado, arrancó el desmantelamiento de los elementos principales del campo de golf, unos trabajos de cuatro meses de duración en los que se desmontó la red de protección del campo de prácticas y los puestos de juego. La retirada del resto de elementos -vegetación artifical y estructuras de hormigón, entre otros- se valoraría una vez empezadas las obras de construcción del jardín por si fueran de utilidad.

La licitación de las obras del nuevo parque del Tercer Depósito acumula un año de retraso por problemas "burocráticos"

Por otra parte, se presentó el proyecto preliminar para el futuro parque, que debía arrancar, según la Comunidad, en el mes de junio y para el que se preveía un plazo de ejecución de 18 meses, es decir, que podría estar terminado, en línea con lo anunciado en 2017, a finales de este año.

Sin embargo, a día de hoy, la publicación de la licitación está aún pendiente, según aseguran fuentes del Canal de Isabel II a Madridiario, que confirman que se prevé que salga a finales de 2019 e insisten en que los plazos para este tipo de contrataciones son complejos y largos. Los retrasos, aluden sin concretar desde Presidencia de la Comunidad, se deben a problemas "burocráticos". Además, el plazo de ejecución previsto se ha duplicado: de 18 meses a unos tres años. Al parecer, según señalan desde la asociación de vecinos El Organillo, por la imposibilidad de utilizar maquinaria pesada en los trabajos, que se desarrollarán justo encima de los depósitos de agua del Canal.

55.000 metros cuadrados de zonas verdes

El futuro parque contará con más de 55.000 metros cuadrados de zonas verdes, con un total de 800 árboles y 100 arbustos nuevos, además de una zona estancial junto al monumento al héroe de Filipinas José Rizal.

Plano del parque proyectado para el Tercer Depósito del Canal (Fuente: Comunidad de Madrid)

En cuanto a las zonas deportivas, a las pistas ya existentes de fútbol y pádel, se sumarán otras multiusos para la práctica de vóley-playa, hockey, patinaje, baloncesto, voleibol, balonmano. También está previsto construir un espacio intergeneracional cubierto para la práctica de deportes, así como circuitos con recorridos diferenciados para andar y correr. Por último, habrá una nueva zona de actividad física con circuito biosaludable, parque de calistenia y pistas para jugar a la petanca.

El futuro jardín tendrá equipamientos deportivos y una plaza de 21.000 metros cuadrados

También está prevista la creación de un espacio de 21.000 metros cuadrados en torno a una gran plaza en la que podrán desarrollarse conciertos, espectáculos y otras actividades lúdicas y culturales.

Chamberí, camino de ponerse 'verde'

Mientras el Tercer Depósito espera su transformación, los vecinos de Chamberí sí han visto cumplirse las promesas del Gobierno regional en cuanto a otras zonas verdes menores del entorno del Canal. Así, este mismo miércoles, el presidente en funciones de la Comunidad, Pedro Rollán, visitó las obras del nuevo parque en la zona oeste de la sede social del Canal de Isabel II, colindante con la calle Bravo Murillo, que se prevé que esté listo en junio de 2020.

Los trabajos que se están desarrollando consisten en eliminar 500 metros de vallado de las oficinas centrales de Canal para abrir al público una zona verde más amplia que la ahora existente junto a las calles Bravo Murillo y José Abascal. En total, se pondrá a disposición de los vecinos una superficie de 3.745 metros cuadrados con una zona de paseo, máquinas para hacer ejercicio al aire libre y un área infantil.

Antes, en noviembre del año pasado, Canal inauguró el Parque Ríos Rosas, en la calle Santa Engracia, un espacio de 2.500 metros cuadrados que también se encuentran en el recinto de las oficinas centrales de la empresa pública.

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.madridiario.es