15 de septiembre de 2019, 22:27:10
Medio Ambiente


Cibeles reitera que no se revertirá, pero estudia recurrir la moratoria de multas

Por MDO


La Justicia ha vuelto a dar un toque de atención al Ayuntamiento de Madrid por su gestión de Madrid Central. El tercero en apenas dos semanas. Este viernes, el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 7 de Madrid ha decidido en un nuevo auto suspender la moratoria de sanciones que ordenó el Ejecutivo de José Luis Martínez-Almeida nada más aterrizar en Cibeles. Por tanto, ratifica que las multas continúen en el perímetro delineado en rojo.

Tras esta medida cautelar, el Consistorio de la capital ha reiterado su intención de mejorar Madrid Central. Sin embargo, también confirma que sus servicios jurídicos estudian recurrir la decisión judicial. Mientras, la vicealcaldesa, Begoña Villacís, precisa que "una medida cautelar no es una sentencia", pero que "entre medidas cautelares y sentencias se va a pasar la moratoria".

Además, la edil de Ciudadanos ha insistido en que la intención del Gobierno municipal "no es revertir" esta zona de bajas emisiones. "No pactamos con el PP la reversión. Escucharemos a todas las partes afectadas. Digo por enésima vez que no se revertirá", ha recalcado.

Críticas a la actitud "irresponsable" del Ayuntamiento

Las reacciones políticas no se han hecho esperar y el portavoz socialista de Medio Ambiente y Movilidad, Alfredo González, ha preguntado al alcalde "cuántos autos más necesita" para rectificar, a la par que le pide que no recurra la resolución sobre Madrid Central. "Son tres decisiones judiciales que le recuerdan al Ayuntamiento que prima el derecho a la salud de las personas y al medio ambiente sobre cualquier otra consideración", ha remarcado.

Desde el PSOE piden a Almeida "que no recurra, que pase página, que deje de pensar en el pasado y se ponga a trabajar por un futuro más sostenible, por una calidad de aire mejor y por salud de los madrileños".

En la misma línea se ha pronunciado Greenpeace, que ha pedido a la Alcaldía que se centre en mejorar las medidas y no en rebajarlas. "El juez considera que el Ayuntamiento no ha acreditado en ningún caso que la suspensión de Madrid Central sirva para salvaguardar mejor esos derechos constitucionales y que la mejora en el en el sistema de imposición de multas no puede situarse por encima de valores tan importantes como la protección de la salud y el medio ambiente", apunta la organización en un comunicado.

Greenpeace, entidad que forma parte de la Plataforma en Defensa de Madrid Central, junto a más de 90 colectivos sociales, celebra que los jueces "estén demostrando tener una gran sensibilidad en la protección de la salud y del medio ambiente, por encima de lo que cabría esperar del gobierno de la ciudad".

La organización ecologista ha cargado contra "una actitud irresponsable por parte del Ayuntamiento de Madrid, que no sólo ha intentado eliminar una medida que se ha demostrado eficaz en la lucha contra la contaminación sino que está haciendo una total dejación de funciones en su obligación constitucional de proteger tanto la salud como el medio ambiente, al no poner en funcionamiento otras medidas como el protocolo anticontaminación".

Un nuevo modelo "consensuado"

El futuro de Madrid Central se debatirá el próximo 30 de julio, día en que su Comisión de Seguimiento se reunirá para buscar un modelo "eficaz" y "consensuado" frente al del anterior Gobierno local que generó "discrepancias" y "enfrentamientos" por su "falta de planificación", en palabras del Almeida.

Así, el regidor ha insistido en que parten de la premisa de que la contaminación es "un problema global", por lo que tiene que tener "un enfoque global con acciones" sobre los 21 distritos madrileños al afectar a los 3 millones y medio de personas que viven en la capital.

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.madridiario.es