20 de octubre de 2019, 21:29:52
Política


PP, Ciudadanos y Vox perfilan sus pactos para la Mesa de la Asamblea

Por Paula Díaz

Horas antes de que se constituya el Parlamento madrileño, todo apunta a que los naranjas ceden y dejarán a Vox sentarse en la Mesa de la Asamblea a pesar de que, oficialmente, no ha habido reuniones oficiales para negociar. No obstante, varios diputados de Cs y PP han permanecido en la Cámara regional sin querer confirmar (ni desmentir) conversaciones ni pactos.


Unos han pasado la tarde en el patio. Otros, encerrados en sus despachos. Algunos más, entrando y saliendo en coche. Y los últimos, ni se sabe ni contestan... De momento. Los diputados de PP, Ciudadanos y Vox apuran las últimas horas antes de la constitución de la Asamblea para perfilar lo que será su primer pacto: configurar la composición de la Mesa.

El primer Pleno de la XI Legislatura se celebrará mañana, a partir de las 12.00 horas del mediodía, sin que, de momento, haya confirmación oficial de que el triunvirato de derechas haya cerrado acuerdo alguno para ocupar los puestos del máximo órgano del Parlamento madrileño. No obstante, los movimientos han sido constantes a lo largo de la tarde y en el Partido Popular confirman contactos con unos y con otros pero no el fin del acuerdo.

Por su parte, el número dos de Ciudadanos, César Zafra, ha pasado buenos ratos hablando por teléfono en el patio interior de la Asamblea. Él, el candidato naranja a la Presidencia de la Mesa, Juan Trinidad, y miembros del equipo de prensa de Cs han entrado y salido de la Cámara sin querer desvelar ningún detalle a los periodistas que hacían guardia a la espera de una confirmación.

También se ha dejado ver, aunque menos, el secretario de Organización y Electoral del PP y director de la campaña de Isabel Díaz Ayuso, Alfonso Serrano. Él ha hablado con gente cercana a Trinidad, pero sin que ello signifique nada más que mera cortesía. El número dos de Ayuso, David Pérez, y la diputada y miembro de los equipos negociadores del PP Ana Camíns, salieron de la Asamblea después de la reunión de su grupo parlamentario. Allí la cabeza de lista y candidata a la Presidencia de la Comunidad de Madrid, que ha abandonado la sede de la Cámara regional a las 21:45 de la noche, dio su beneplácito al nombre propuesto por los de Ignacio Aguado. Para ella, Trinidad ha hecho una gran labor como vicepresidente primero en la X Legislatura, por lo que vería con buenos ojos que ascendiera un puesto en el escalafón. Todo para facilitar después su investidura como nueva inqulina de la Puerta del Sol.

El número dos de Ayuso, David Pérez, y la diputada popular Ana Camíns, entrando en coche en la Asamblea. Chema Barroso

No obstante, para que las cuentas les salgan, PP y Cs necesitan a Vox, el gran ausente en la Asamblea este lunes, que solo se dejó ver para elevar su primera protesta antes de iniciar incluso el período de sesiones. Fuentes de la formación han negado ningún tipo de reunión con PP ni con Cs, del mismo modo que estas dos formaciones han descartado la existencia de encuentro alguno.

Aun así, sí confirman contactos de otro tipo y, según varias fuentes, todo parece ya cerrado: Aguado estaría dispuesto a ceder un puesto en la Mesa a los de Rocío Monasterio a cambio de que su equipo facilite la elección de Trinidad. No obstante, los votos que harán a algún diputado del partido ultra secretario o secretaria de la Mesa -con toda probabilidad- podrían proceder del PP y no necesariamente de escaños naranjas, dejan entrever fuentes consultadas a Madridiario. "Los números siempre dan", se limitan a responder.

A falta de confirmación oficial de los partidos implicados, todo apunta a que la Presidencia será para Juan Trinidad. Con él, Cs obtendría solo un puesto en la Mesa -de los dos que pedía al PP- pero el más importante de todos; los populares se quedarán con dos -Vicepresidencias, seguramente-, y Vox con otro más -una Secretaría-. Los otros tres -dos Vicepresidencias y una Secretaría- serán decisión del PSOE. De Ángel Gabilondo depende ceder o no alguno de estos sitios a Más Madrid y Podemos, como le han pedido Íñigo Errejón e Isa Serra. De momento, no parece que eso vaya a ocurrir, dado que la Ejecutiva del PSOE ha decidido sus nombres para la Presidencia (Pilar LLop) -puesto difícil de conseguir si la derecha firma su pacto-, la Vicepresidencia (Diego Cruz) y la Secretaría (Encarnación Moya).

La carambola es un complicado sudoku facilitado por el artículo 52 del Reglamento de la Asamblea en el que, de haber errores en las votaciones o algún diputado se declare tránsfuga -como ocurrió con el tamayazo que dio la Presidencia a Esperanza Aguirre en 2003- los planes de la derecha podrían fallar. De ser así, terminaría presidiendo la Cámara el PSOE y, probablemente, se iniciaría una legislatura en la que el Parlamento y el Gobierno estarían enfrentados.

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.madridiario.es