16 de septiembre de 2019, 0:59:31
Transportes


Los quince tramos más peligrosos de las carreteras madrileñas

Por Laura Crespo

Catalogados por el Gobierno central como Tramos de Concentración de Accidentes, las carreteras madrileñas cuentan con quince puntos de especial peligrosidad en cuanto al riesgo de sufrir un accidente.


Arranca la segunda y más multitudinaria fase de la 'operación salida' de Semana Santa, en la que las carreteras españolas acogerán 9,1 millones de desplazamientos de los 15,5 previstos en todo el periodo especial de tráfico -que abarca desde el pasado viernes a las 15:00 horas hasta el próximo domingo 21 en la mayoría de Comunidades, a excepción de Cantabria, Castilla-La Mancha, Cataluña, Comunidad Valenciana, Illes Balears, Navarra, País Vasco y La Rioja, en las que el lunes también es día festivo-.

Durante esta segunda operación salida, el flujo principal de tráfico se realizará desde los núcleos urbanos a zonas turísticas de costa, segundas residencias, poblaciones con actos religiosos tradicionales o zonas turísticas de montaña. Madrid, junto a otras provincias del centro peninsular, registrará el mayor volumen de tráfico de estos días, en concreto, un 26 por ciento del total de desplazamientos por carretera. Por ello, la DGT ha hecho un llamamiento a extremar las precauciones al volante, además de planificar el viaje evitar las horas más desfavorables.

En las carreteras de la Comunidad de Madrid que se integran dentro de la Red Estatal de Carreteras (REC; las que dependen del Ministerio de Fomento), la vista está puesta de forma incisiva estos días sobre 15 puntos estratégicos: los 15 Tramos de Concentración de Accidentes de la región. Estos puntos kilométricos, catalogados por el Gobierno central como enclaves peligrosos de la red de carreteras, registran un mayor riesgo de que se produzcan accidentes que en otras secciones de similares características.

Los Tramos de Concentración de Accidentes tienen en cuenta el número de accidentes, el tipo de vía, el tipo de zona y el volumen de tráfico

Para realizar este análisis y catalogación de los tramos de carretera más conflictivos, Fomento tiene en cuenta los datos de accidentalidad con víctimas -mortales y heridos de cualquier consideración- durante un periodo plurianual; pero también el tipo de vía (si es de gran capacidad o una carretera convencional); el tipo de zona (interurbana, urbana o periurbana); y el volumen de tráfico soportado por la carretera, de manera que se pueda determinar la relación entre el número de accidentes y el nivel de exposición a la accidentalidad (ya que no es lo mismo dos accidentes en una vía en la que circulan 500 vehículos al día que en otra que acoge 50.000 vehículos diarios).

Porque, aunque según la Dirección General de Carreteras, el estado o la condición de la infraestructura apenas figura como factor principal concurrente en alrededor del 1 por ciento de los accidentes con víctimas, actuar sobre esas infraestructuras sí puede evitar o reducir las consecuencias de los accidentes. El objetivo es eliminar estos tramos o, en su defecto, mejorar las vías y sus márgenes para lograr "carreteras benignas" o "carreteras que perdonan", es decir, que minimicen el riesgo de accidente o la gravedad de sus consecuencias en caso de que ocurran.

La carretera peor parada, la M-50

Según estos baremos, hay quince tramos de concentración de accidentes en las carreteras madrileñas, repartidos entre la A-2, la A-3, la A-42, la A-6, la M-40, la N-320, la N-6, la A-1, la A-5 y la M-50. En concreto:

  • En la A-2, el tramo comprendido entres los kilómetros 12,2 y 12,8.
  • En la A-3, entre el 12,3 y el 12,9.
  • En la A-42, se cuentan dos tramos de concentración de accidentes, del kilómetro 16,9 al 17,7 y del 24,8 al 25,3.
  • En A-6, se registran otros dos tramos: 23,6-24,1 y 32,2-33,8
  • La M-40 cuenta con dos secciones peligrosas: del kilómetro 20,8 al 22,2 y del 47,1 al 47,6
  • En la N-320, del 340,7 al 341,2
  • La N-6 cuenta con un tramo peligrosos, del kilómetro 56 al 56,6
  • La A-1, del 15,1 al 16,1
  • La A-5, del 22 al 23,1
  • La M-50 es la que peor parada sale, con tres tramos de concentración de accidentes entre los kilómetros 0 y 1,1; 55 y 6,2; y 60,7 y 61,3.

'Operación salida': horas a evitar

Segun las previsiones de la DGT, este miércoles, 17 de abril, las horas más desfavorables para viajar en la Comunidad de Madrid serán entre las 15:00 y las 23:00 horas. Durante la mañana del jueves, 17, continuarán las salidas de las grandes ciudades, y las intensidades circulatorias serán elevadas, por lo que se pueden producir retenciones, de forma especial entre las 8 y las 14.00 horas.

En la tarde del jueves y la mañana del viernes, los puntos conflictivos de tráfico se situarán en las Comunidades en las que el jueves no es festivo: Cataluña y Comunidad Valenciana. Los principales problemas de circulación se producirán en las carreteras de acceso a la costa, las que unen poblaciones del litoral, así como en las de acceso a zonas turísticas de descanso.

En la tarde del viernes y la mañana del sábado se podrán producir problemas de circulación por toda la geografía nacional, en los lugares de destino, por movimientos locales de corto recorrido y en especial en accesos a poblaciones de la costa y carreteras del litoral.

La tarde del sábado, motivado por los que adelantan su regreso, se podrán observar movimientos de retorno en largo recorrido, siendo en algunos ejes viarios de intensidad elevada. Aunque el mayor volumen de tráfico de la 'operación retorno' de Semana Santa se espera a partir de media mañana del domingo 21 de abril, primero en los lugres o zonas de destino y después, a lo largo de la tarde y la noche, en los accesos de las grandes ciudades.

La 'operación retorno' empezará al medio día del domingo 21 de abril

El lunes, 22 de abril, comienza el retorno en las Comunidades Autónomas en las que es festivo ese día: Cantabria, Castilla-La Mancha, Cataluña, Comunidad Valenciana, Illes Balears, Navarra, País Vasco y La Rioja.

En los momentos de mayor número de desplazamientos se instalarán carriles reversibles y adicionales con conos en determinadas carreteras, se paralizarán las obras que afectan a las calzadas, se limitará la celebración de pruebas deportivas y otros eventos que supongan la ocupación de las vías y se restringirá la circulación de camiones que transporten mercancías peligrosas y vehículos que precisen autorización especial para circular en determinadas horas de los días con más desplazamientos.

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.madridiario.es