20 de junio de 2019, 15:27:00
Medio Ambiente


¿Qué plásticos son reciclables?

Por MDO

Los plásticos son una constante en nuestra vida, por su funcionalidad y comodidad de uso. Pese a ello, debemos ser conscientes de que algunos de ellos pueden ser un problema para el medioambiente. Con la ayuda de Envaselia, vamos a conocer cuáles son los plásticos reciclables y poder aprender a identificarlos para ayudar a mantener nuestro ecosistema en las mejores condiciones posibles.


Los plásticos que todos manejamos en nuestro día a día están compuestos por proteínas, resinas y sustancias fácilmente moldeables. De esta manera, podemos darles la forma necesaria para su uso con solamente aplicarles calor y presión. Si los usamos tan a menudo es, entre otras cosas, porque tienen muy poco peso y resisten muy bien el desgaste.

Los diferentes tipos de plásticos se clasifican con un número del 1 al 7, según sus características, uso y posibilidad de reciclaje. Podemos ver esta referencia en la mayoría de envases, lo que nos sirve para decidir si compramos un determinado producto o no.

Clasificación de los plásticos

  1. PET (Tereftalato de polietileno)

Los plásticos PET son los más fáciles de reciclar. De hecho, son los que se usan para bebidas. Su resistencia y ligereza es uno de sus atractivos.

Cuando se recicla, este tipo de plástico puede dar lugar a nuevos envases e, incluso, a fibras sintéticas de los textiles.

  1. HDPE (Polietileno de alta densidad)

Se trata de otro de los plásticos más fáciles de reciclar. Es el que se usa en botellas de leche y, después, puede transformarse en todo tipo de envases, cajas, tiestos para plantas e, incluso, algunos juguetes y muebles.

Su alta resistencia, ligereza y flexibilidad con un punto de rigidez son las características que lo hacen su uso altamente atractivo.7

  1. PVC (Policloruro de vinilo)

Este tipo de plástico es muy versátil, ya que puede usarse en productos tan variados como tarjetas de crédito, marcos de puertas y ventanas o revestimiento de cables. Resulta muy resistente, tenaz y fácilmente trabajable.

El PVC no es uno de los plásticos más fáciles de reciclar pero, después de pasar por el correspondiente proceso, puede convertirse en tubos.

  1. LDPE (Polietileno de baja densidad)

Este plástico es muy resistente y bastante flexible. Si es poco denso, también resulta muy transparente. Uno de los ejemplos más habituales de este tipo de plástico es el papel film y el papel de burbujas.

Si reciclamos el LDPE de baja densidad podemos conseguir bolsas de la compra.

  1. PP (Polipropileno)

El polipropileno es un plástico de gran resistencia, que destaca por la facilidad de moldeado que ofrece. Con él se fabrican productos muy diversos, desde pañales a tapones de botellas o tuppers.

Su reciclaje no es tan fácil como el de otros plásticos, pero sí que es posible. Habitualmente, da lugar a productos como cajas de baterías de coches.

  1. PS (Poliestireno)

Este plástico puede ser de cuatro tipos: cristal, de alto impacto, expandido o extrusionado. Se diferencian, esencialmente, según su transparencia. Se usa para fabricar productos como perchas, hueveras o rellenos térmicos. Su reciclaje es posible, pero muy complicado.

  1. Plásticos mezcla

En esta categoría nos encontramos con aquellos plásticos que son fruto de una mezcla de diversos materiales. Es precisamente por este motivo que son difíciles de reciclar, ya que en la mayoría de los casos es complicado saber realmente qué elementos los componen.

Los plásticos PET y HDPE son los que reciclamos habitualmente los consumidores en los depósitos que podemos encontrar en la mayoría de ciudades.

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.madridiario.es