15 de noviembre de 2019, 10:06:18
Distritos


De barrizal a aparcamiento: los vecinos de Valdebernardo ganan la batalla

Por Javier López Macías

Después de meses de quejas vecinales, la Comunidad de Madrid ha decidido acondicionar como aparcamiento unos terrenos que ya utilizaban los padres y jugadores del CD Vicálvaro para estacionar sus vehículos pero que no eran aptos para ello. De 30.000 metros cuadrados, la parcela contará con capacidad para alrededor de 170 plazas para coches y dos para autobuses.


"Está deshecho, lleno de baches y de hierbajos. Llega a ser hasta peligroso". Parece la definición de un campo de batalla pero corresponde a la que hace Marta Martín de un descampado de Valdebernardo colindante a las instalaciones deportivas del CD Vicálvaro que ella, como madre de jugadores del equipo de fútbol base, y otros muchos vecinos utilizan para estacionar sus vehículos.

Según cuenta en una conversación telefónica con Madridiario, el terreno de casi 30.000 metros cuadrados lleva siendo utilizado como parking desde hace más de diez años, pero la parcela ha estado abandonada por las autoridades durante toda esta década. Eso sí, todo ha cambiado ahora, cuando la Comunidad ha decidido acondicionarlo tras escuchar las peticiones vecinales que vivieron su momento culmen con un tuit.

"Fue un día que llovía a cántaros y casi no pude ni recoger a los niños. Entonces, puse un tuit y de repente todo comenzó a funcionar. Tanto, que hemos logrado llegar hasta aquí", explica Marta, que reconoce que encontró "muy buena disposición" en la Consejería de Cultura, Turismo y Deportes.

Y es que, la Comunidad ya ha licitado las obras, que consistirán en demoler dos pequeños tramos de aceras, desbrozar y limpiar el terreno para eliminar la vegetación, pavimentarlo y señalizarlo. Para todo ello, se cuenta con un presupuesto de más de medio millón de euros y unos tres meses de ejecución. Así, lo que durante tanto tiempo ha sido un simple terreno se convertirá en un parking que contará con alrededor de 170 plazas para coches y 2 para autobuses.

No obstante, no precisa del beneplácito de todos los vecinos: otros habitantes del barrio integrado en el distrito de Vicálvaro creen que el problema reside en que la gente "va al parque a jugar al fútbol o en coche", tal y como explica Emilio, uno de ellos, que además señala que al ser la zona un "punto negro" del transporte público tampoco podrá servir como aparcamiento disuasorio.
Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.madridiario.es