7 de diciembre de 2019, 14:56:50
Distritos


El plan para hacer de Madrid una 'nueva Copenhague'

Por Hayda Ramos

Entre obras, la ciudad de Madrid se prepara para estrenar Madrid Central y la 'nueva' Gran Vía, algo que ocurrirá, si no hay nuevos retrasos, el próximo 23 de noviembre. Una nueva manera de moverse que cambiará, además, la fisonomía de la ciudad y que Ahora Madrid quiere que sea algo más que eso: el equipo de Gobierno trabaja en el relato para que de los cambios que se avecinan nazca una 'nueva Copenhague'.


Después de innumerables retrasos, el Gobierno de Ahora Madrid está satisfecho con el ritmo al que marchan las obras en el distrito Centro. Trabajos que, cuando culminen, modificarán la fisonomía de la ciudad y la manera de moverse por la misma. Cambios que no se quedarán 'solo' en el centro de la capital, sino que afectarán al resto de la urbe.

El Ejecutivo local es consciente de que la transformación no será fácil: como ya ha demostrado el verano (con mucho menos tráfico del habitual), puede haber importantes problemas de circulación y grandes retenciones. Un panorama especialmente desalentador a las puertas de las elecciones municipales, previstas para mayo de 2019.

Por ello, y por los grandes cambios que se avecinan, el Ayuntamiento ha presentado este martes un Plan de Movilidad para Centro. Alejado de los grandes anuncios de otras veces, este proyecto contempla algo tan básico como "coordinar las diferentes obras" que se acumulan por numerosos puntos del distrito.

Ya no es solo Madrid Central y la Gran Vía; también hay importantes intervenciones en Atocha, Carretas, área de Canalejas y Sevilla, el entorno de las estaciones de Metro de Tribunal y Gran Vía, la 'operación asfalto'... Trabajos del Ayuntamiento, de la Comunidad y privadas, recuerdan en Cibeles. Obras que dificultan el movimiento en toda la zona y en las adyacentes. Además, en los próximos días se añadirán las planificadas en el Eje Centro (Gran Vía de San Francisco-Magdalena) y en la calle Amaniel.


"Hay alternativas" al coche, insiste el Ayuntamiento

Así las cosas, y "para ordenar y mejorar la movilidad en la ciudad", la delegada Inés Sabanés ha desgranado una batería de "medidas específicas" que también busca "no perder de vista el principal objetivo" de las actuaciones municipales en Centro: transformar el distrito para rebajar la contaminación, conseguir un aire más limpio, cuidar la salud de los ciudadanos y reducir la necesidad de utilizar el coche. Especial hincapié ha hecho la edil en este último punto, ya que, según ha dicho, "hay alternativas" de transporte.

Las medidas coordinadas de vigilancia y control de tráfico contenidas en el Plan de Movilidad de Centro pasan por:

  • reforzar el número de agentes de movilidad; habrá 28 posiciones distribuidas así: 12 en Gran Vía, 4 en Sevilla-Canalejas, 4 en Atocha y 8 en los bulevares, que delimitan Madrid Central. Ese será el despliegue diario; durante los fines de semana habrá 4 posiciones en Gran Vía;
  • recomendar el uso del transporte público y evitar el coche privado en Centro; desde el Consistorio se anima, no solo a utilizar el autobús, sino también el transporte subterráneo, BiciMAD o ir a pie;
  • limitar, con carácter temporal, la concesión de autorizaciones de ocupación de la vía pública no urgentes;
  • además, se ha dispuesto una web que informa del desarrollo de las obras y su cronograma, al tiempo que avisa de posibles incidencias en el tráfico; dicha página se suma al canal permanente de información al respecto.


"Luchar contra la contaminación y eliminar la necesidad de usar el transporte privado"

El grueso del peso del Plan de Movilidad de Centro recaerá sobre el Dispositivo Especial de Agentes de Movilidad, que velará por satisfacer las necesidades circulatorias y concederá especial preferencia al transporte público.

Ahí reside, precisamente, el 'espíritu' de Madrid Central: "Luchar contra la contaminación, pero también eliminar la necesidad de usar el transporte privado en una ciudad con una muy buena red de transporte público", en palabras de Sabanés, que, ha insistido, "hay alternativas".

"PP y Cs quieren convertir Madrid en Ciudad de México", según José Manuel Calvo

"Si algo ha cambiado en Madrid durante este primer año de mandato de Ahora Madrid ha sido la movilidad", en opinión de José Manuel Calvo, que considera que "ya nadie se alarma por poner en marcha el protocolo anticontaminación". Además, el edil destaca la apuesta ciclista del actual Ejecutivo local, así como el ensanchamiento de aceras y la ampliación de carriles bus.

Una manera de 'quitar' la ciudad a los coches para entregársela a peatones y transportes sostenibles, como ha sostenido Ahora Madrid durante toda esta legislatura. Pero este martes el delegado del Área de Desarrollo Urbano Sostenible ha avivado el debate: "En materia de movilidad se ve muy claramente que hay dos modelos: el del PP y Ciudadanos, que quieren convertir Madrid en Ciudad de México o en algunas ciudades chinas, por las que hay que pasear con mascarilla; el otro modelo es el nuestro, que queremos parecernos a ciudades como Copenhague", ha expresado Calvo.

Si no hay nuevos retrasos, Madrid Central empezará a funcionar el 23 de noviembre: será en pruebas, con carácter informativo y control manual. Las multas no llegarían hasta unos meses después: se habla de febrero de 2019, aunque el Gobierno local sigue sin especificar la fecha. En cualquier caso será, según ha asegurado este martes Inés Sabanés, "antes, mucho antes del final de legislatura". Las elecciones están previstas para el próximo 26 de mayo.

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.madridiario.es