2 de diciembre de 2021, 18:00:19
Transportes


Orden de busca y captura para el conductor de autobús que sextuplicó la tasa de alcohol permitida

Por MDO/E.P.

Se ha decretado orden de busca y captura contra el conductor detenido por sextuplicar la tasa de alcohol el pasado sábado tras no presentarse al juicio rápido.


El juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 4 de Arganda ha decretado orden de busca y captura contra el conductor que fue detenido el pasado sábado por sextuplicar la tasa de alcohol, tras no presentarse al juicio rápido fijado. Fuentes jurídicas han explicado que el conductor no ha comparecido al juicio rápido que estaba fijado y que, en consecuencia, ha dictado orden de búsqueda y captura para que los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado le localicen.

El chófer estaba citado en la mañana de este miércoles para comparecer en dicho juicio rápido que estaba previsto celebrarse por los hechos descritos y por el que venía imputado por la supuesta comisión de un delito de alcoholemia. Sin embargo, el interesado no se ha presentado al juicio, motivo por cual la autoridad judicial ha acordado la orden de detención, en aplicación del protocolo legalmente establecido para estos casos.

Los hechos tuvieron lugar el pasado sábado a 48 kilómetros de la región cuando el conductor realizaba una ruta desde la capital a la región de Murcia. Los agentes de la Guardia Civil inmovilizaron el autocar en el kilómetro 48 de la A-3 a la altura de la Avenida de Juan Carlos I de Villarejo de Salvanés.

El autobús había partido a las 17:30 horas de la Estación Sur de la capital con 40 pasajeros y sobre las 18:30 horas un pasajero llamó al 112 para alertar de lo que estaba sucediendo. Lo hizo aprovechando una parada producida porque, además, el aire acondicionado del bus no estaba activado.

Tras la llegada de agentes de la Policía Local de Villarejo de Salvanés y un equipo de la Guardia Civil se realizaron dos pruebas de alcoholemia al conductor del bus, que en un primer momento otorgó el resultado de 0,89, cuando el límite para conductores profesionales es de 0,15, según indicaron fuentes del Instituto Armado.

En una segunda prueba, realizada minutos después, el conductor dio 0,77 y, además, salió con resultado negativo en una prueba de drogas. Tras estos resultados, el hombre fue detenido por la Guardia Civil y puesto a disposición judicial. El bus fue inmovilizado por los agentes, por lo que los viajeros tuvieron que abandonar el vehículo y esperar a un nuevo autobús fletado por la compañía en torno a las 19.45 horas, con otro conductor que finalizó el servicio hasta Murcia.

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.madridiario.es