11 de diciembre de 2019, 18:34:52
Municipios


Los tres colegios históricos de Leganés que el PRISMA hará pasar por nuevos

Por Javier García Martín

Leganés va a concentrar una parte de su PRISMA en la reforma de tres centros educativos construidos hace más de tres décadas. El Gonzalo de Berceo y el Miguel de Cervantes serán rehabilitados íntegramente, mientras que el Giner de los Ríos requerirá una "actuación potente".


Gonzalo de Berceo, Giner de los Ríos y Miguel de Cervantes. Para muchos pequeños en Leganés, esos tres autores tienen nombre de colegio. Ocurre desde hace generaciones, algo relevante que da cuenta de la vejez de estas instalaciones. Las tres están entre las escuelas públicas más antiguas de este municipio de casi 187.000 habitantes y el Consistorio quiere que en los próximos años se reformen de manera absoluta.

La iniciativa había sido solicitada en el paquete de medidas que se prevén con cargo al nuevo Plan Regional de Inversiones y Servicios (PRISMA), que se prolongará hasta 2019. A diferencia de otras localidades, Leganés tiene superávit, por lo que no ha tenido que renunciar a inversiones para emplear este crédito regional en gasto corriente. En total, la ciudad tiene asignados 13.776.694 millones de euros en este programa.

El alcalde, Santiago Llorente (PSOE), aseguró en noviembre que su equipo estaba "redactando los proyectos" para las obras, pero todavía dependen del 'sí' del Gobierno de Cristina Cifuentes para que puedan salir a licitación.

Inversión millonaria

De todos, el centro más preocupante es el Gonzalo de Berceo, en La Fortuna, que necesitará 2,1 millones de euros para lucir como nuevo. Según confesó Llorente, este colegio sufre "problemas estructurales" al ser uno de los centros más antiguos, levantado en la década de los setenta. Este proyecto ya está redactado.

También en ese barrio se levanta el Giner de los Ríos, aunque con unas necesidades menos acuciantes ya que, según el regidor, está en "mejoras condiciones". En cualquier caso, será necesaria una "actuación potente".

El Miguel de Cervantes requerirá de otra "rehabilitación integral", según los cálculos municipales. Por el momento, no han trascendido los plazos que maneja el Ayuntamiento para comenzar los trabajos.

Problemas en otros colegios

Recientemente, el Consistorio ha tenido que reformar otros centros, muchos de ellos también de una edad considerable. Ha ocurrido con el Víctor Pradera. El PP denunció que 150 alumnos tenían que desplazarse cada día al vecino Rosalía de Castro para comer. El deficiente estado de los baños, la cocina o la caldera había motivado algunas movilizaciones.

En el centro de primaria Andrés Segovia, por otra parte, los padres impulsaron una campaña de venta de pulseras para obtener dinero para financiar ellos mismos las obras en el patio. El Ayuntamiento asegura haber atendido sus reivindicaciones, pero desde el AMPA defienden más mejoras.


Todo, sin olvidar la reciente sustitución de la cubierta del Pío Baroja, que se ha reemplazado en su totalidad para subsanar problemas de goteras, humedades y corrosión. En Navidades, el Consistorio anunció que pintaría además las paredes de los centros Lepanto, Trabenco, Aben Hazam, Marqués de Leganés, León Felipe y Francisco de Quevedo.

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.madridiario.es