18 de octubre de 2019, 1:05:01
Cultura y ocio


El asesinato de Anna Politkovskaya llega al Teatro Español

Por MDO/E.P.

El Teatro Español acogerá del 9 al 26 de febrero Mujer no reeducable, un monólogo del autor italiano Stefano Massini en el que se aborda el asesinato de la periodista rusa Anna Politkovskaya, posicionada en contra de su Gobierno en el conflicto checheno.


La dirección de esta obra -que viene del Teatro Lliure- corre a cargo de Lluís Pasqual y cuenta con Míriam Iscla como única protagonista. A través de la voz de Politkovskaya, Mujer no reeducable cuenta los vaivenes de la periodista desde que comenzó a investigar en la guerra hasta que fue asesinada a tiros el día del cumpleaños del presidente ruso, Vladimir Putin.

"El texto es un viaje en el que te vas dando cuenta cada vez más del grado de involucración en el conflicto de esta mujer y cómo el rigor al contar la verdad le lleva a un callejón del que no puede salir", ha explicado Iscla, quien recuerda cómo la reportera rusa no cesó de informar ni con las amenazas a sus hijos ni con las muertes de algunos de sus confidentes.

En la obra se puede contemplar cómo Politkovskaya entra a investigar los abusos contra los Derechos Humanos cometidos en Chechenia "de una forma curiosa y termina horrorizada". "Ella explicó todo sin tomar partido, fue muy consecuente y demostró que las verdades hay que decirlas, cueste lo que cueste. Hay que ser honesto", ha apuntado.

Pasqual ha explicado que este texto le llegó hace dos años justo antes de cerrar la programación del Lliure y, tras leerla el mismo día, decidió incluirla en la temporada. El director ha reconocido que conocía "lo justo" de este caso, y que la obra -"casi como un texto en verso"-sirve para conocer más gracias a una perfecta documentación.

"Con el problema checheno ocurre como con tantas otras cosas. Un día nos levantamos y descubrimos que existe un país que se llama así, está unas semanas en primer plano y después deja de interesar. Pero en este caso, todo continúa igual y no han dejado de ocurrir tragedias. los rusos siguen con una guerra subterránea y Putin sigue mandando", ha lamentado.

Para Pasqual, una de las virtudes de de la obra es la de llevar "el silencio del teatro" a una argumentación que puede no haber tenido muchos altavoces. "El teatro se ha convertido en un refugio para construir silencio y hoy en día eso es muy importante, porque el silencio casi no existe. Aquí hay que escuchar hasta el final las razones de los demás, sin interrupciones", ha señalado.

Respecto a la necesidad de un teatro político, la directora del Teatro Español, Carme Portaceli, ha reiterado que "todo teatro es político". "Pero cuando se habla de político, la gente lo asocia a un partido, y no, se refiere a ideología. En este caso, esta obra es política, ideológica y necesaria", ha incidido.

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.madridiario.es