22 de noviembre de 2019, 7:09:54
Sucesos


La Comunidad e Interior acuerdan la cesión de la academia de Policía para la UIP

Por MDO/E.P.

El ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, y el presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, han firmado este martes el convenio por el que los antidisturbios de la Policía Nacional abandonarán su tradicional sede de Moratalaz para ocupar la antigua Academia de Policía Local de Madrid, situada en el Complejo de Valdelatas, en la carretera de Colmenar Viejo.


El cambio, celebrado por ambos dirigentes, no es del gusto de muchos de los policías afectados. Según denuncian, al alejarles del centro urbano donde se producen la mayoría de disturbios, consideran que se reduce la efectividad de la Unidad de Intervención Policial (UIP).

Valdelatas es una instalación de 58.500 metros cuadrados con galerías de tiro, auditorio, complejo deportivo, amplio aparcamiento, aulas con capacidad para centenares de personas, una sala de informática... Todo ello estaba sin utilizar desde hace dos años cuando se suprimió la academia de policía regional. Además, el año pasado Interior y la Comunidad de Madrid firmaron otro convenio por el que los futuros policías locales se formarían en la Academia de Policía Nacional de Ávila.

"Es evidente que estas instalaciones habían perdido su función", ha reconocido el presidente madrileño, quien ha recordado la marcha a Ávila de los aspirantes a Policía Local y la escasa oferta de empleo público de los últimos años. "No tenía sentido que estas magnificas instalaciones estuvieran sin usarse", ha afirmado.

El ministro ha comenzado elogiando a los cerca de 3.000 antidisturbios con los que cuenta la Policía. "Han prestado un servicio fundamental a la democracia española y con diferentes gobiernos han defendido la seguridad ciudadana". "Lo de hoy supondrá un impulso para la UIP", "con estas nuevas instalaciones estarán, si cabe, mejor preparados", o "estas instalaciones son el mejor regalo a esos 25 años", han sido algunas de frases pronunciadas por el ministro Fernández Díaz.

Aunque ni él, ni el presidente de la Comunidad de Madrid han detallado las fechas en las que se producirá el traslado, el cambio genera el recelo de buena parte de los agentes. El principal inconveniente para ellos es que tardarán más tiempo en llegar a los lugares en los que tengan que intervenir y que desde Valdelatas tan sólo hay una vía de acceso al centro de Madrid por lo que se exponen a sufrir o generar atascos cuando sea necesario un despliegue numeroso.

Comparan estos obstáculos con la funcionalidad de la que, según dicen, gozan actualmente en la sede de Moratalaz y su facilidad de comunicación con casi todos los puntos de la ciudad de Madrid, incluyendo el aeropuerto de Barajas. Recuerdan que al actual recinto se puede acceder por cuatro vías diferentes y algunos de los agentes consultados ponen como ejemplo la rapidez con la que la UIP pudo llegar a Atocha el día de los atentados del 11M, una rapidez que sería impensable a su juicio en la nueva sede de Valdelatas.

La UIP lleva en Moratalaz desde 1989, es decir, desde el nacimiento formal de la Unidad, pero antes existían las Compañías de Reserva y Seguridad que también tenían sede en ese distrito madrileño. Algunos antidisturbios consultados por Europa Press opinan que si el problema era que el complejo de Valdelatas se quedase sin uso, podrían haber llevado allí a la Unidad de Caballería y a la Unidad de Guías Caninos, ambos con sede actualmente en la Casa de Campo de Madrid.

En el acto estaba presente el director general de la Policía Nacional, Ignacio Cosidó, quien aún tiene pendiente explicar el proyecto a los sindicatos policiales. Alguno de ellos como el Sindicato Unificado de la Policía ya ha mostrado públicamente su malestar por este traslado. Todo por la foto", ha denunciado el sindicato, haciendo referencia a que no parece tener "otros motivos aparentes" que la foto electoral.

Más información:

La antigua academia regional de Policía podría ser una ciudad de los antidisturbios

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.madridiario.es