16 de julio de 2019, 10:26:06
Distritos


Valdebebas, el motor de la recuperación urbanística de Madrid

Por Enrique Villalba

La Junta de Compensación de Valdebebas ha organizado este martes un recorrido por el barrio para mostrar la situación del barrio y explicar las previsiones que tienen para los próximos años. El ámbito acoge actualmente 5.000 viviendas y 6.000 vecinos, y las previsiones estiman que, a finales de ejercicio, estarán en marcha otras 1.100 nuevas viviendas. Este mes se abre al público el parque forestal y la Ciudad de la Justicia está en trámite administrativo para estar en funcionamiento en 2019.


Según explicó el presidente de la Junta de Compensación de Valdebebas, César Cort, a los medios de comunicación, a pesar de que los problemas del planeamiento madrileño se han cebado con Valdebebas (paralización de desarrollos urbanos por la caída del Plan General de Ordenación Urbana y anulación del proyecto de reparcelación del barrio, cuya revisión fue aprobada definitivamente en el mes de enero), los promotores del ámbito, no solo siguen trabajando sino que han posicionado a Valdebebas como "el punto de salida de la crisis del sector, gracias a un modelo de desarrollo distinto al resto, donde han primado la innovación, el diseño y la calidad del espacio urbano".

Jorge Serrano, gerente de la entidad explicó la situación del ámbito, en el que está previsto que se construyan unas 13.500 viviendas en total. Actualmente, están construidas unas 5.000, a las que se sumarán otras 1.100 en régimen de promoción libre en los próximos meses. En cuanto a la vivienda protegida, una vez agotada la oferta de suelo existente, la Junta de Compensación va a poner en mercado suelo para 350 viviendas VPPL de los mil pisos que resultarán de la reordenación de usos de la 'pastilla comercial', aprobada recientemente.

También se espera poner en uso durante los próximos años el millón largo de metros cuadrados de uso terciario con que cuenta el barrio, especialmente relacionados con la Ciudad de la Justicia y la Terminal 4 del aeropuerto Adolfo Suárez Madrid- Barajas (que estará unida mediante una pasarela monumental al barrio), y construir un centro comercial de 56.000 metros cuadrados edificables. El barrio también contará con equipamientos singulares, como el parque forestal Felipe VI, que se abrirá al público a finales de este mes de marzo; el parque urbano, cuyas obras comenzarán este verano; la ampliación de los Recintos Feriales de Ifema; y el remate de la Ciudad Deportiva del Real Madrid.

Pero es el Campus de la Justicia el proyecto que más dinamizará el barrio, ya que provocará que, diariamente, acudan a la zona unas 25.000 personas, además de 3.000 funcionarios de la administración de Justicia. Desde mediados de febrero, se encuentra en concurso de redacción de proyecto. Según Silvio Escolano, arquitecto colaborador de la Dirección General de Justicia de la Comunidad de Madrid, el proyecto, que está previsto que se construya para 2019, se construirá sobre una parcela de 2.500 metros cuadrados que albergará un número aún indeterminado de edificios de hasta ocho alturas en donde se ubicarán las 28 sedes judiciales actuales que están diseminadas por la capital. Sufragará el proyecto un adjudicatario privado que se hará con la gestión por 30 años, incluidos los de redacción y construcción del complejo, por el que invertirá más de 1.000 millones. A cambio, se hará con la gestión de los servicios del campus y recibirá un canon anual del Gobierno regional. Las sedes, que ya no serán obligatoriamente redondas, estarán concentradas a lo largo de la gran parcela. Se construirán un gran edificio para el Tribunal Superior de Justcia de Madrid, que contará con auditorio e importantes dependencias, y un área penal cerca del túnel de servicios, ya construido. El Instituto de Medicina Legal se pondrá en funcionamiento junto a los nuevos inmuebles. Con este proyecto, el Gobierno regional se ahorrará los alquileres de la mayor parte de las sedes judiciales alquiladas en las que está hoy día instalado.

En el aspecto educativo, la dinamización de la 'pastilla comercial' desbloqueará la construcción del colegio privado Joyfe, al que se sumarán las obras de un colegio público en 2016. En transportes, el barrio cuenta con una línea de autobús de la EMT y negocia una segunda línea. Cuenta con una estación de Cercanías que está cerrada al público, aunque está prevista su apertura con la Ciudad de la Justicia, y tiene reservado un espacio para que, si es necesario, llegue el Metro Ligero o un tranvía a la zona. A ellos se suman 27 kilómetros de carriles bici.

Concha Martín, consejera de la asociación de vecinos de Valdebebas, ha expresado que está siendo una experiencia ilusionante participar en el desarrollo desde cero de su barrio. Explicó que están reivindicando ante las administraciones la instalación de los servicios públicos básicos, como colegios, centros de salud y transportes, ya que están previstos, pero llegan muy lentamente.

Más información:

El 'balcón' verde de Valdebebas

Una pastilla para rematar Valdebebas

El Ayuntamiento desbloquea la reparcelación de Valdebebas

La Comunidad saca a información pública una Ciudad de la Justicia que costará 1.170 millones

Valdebebas: el barrio donde los trenes pasan de largo

El autobús llega a Valdebebas

Todo sobre Valdebebas

Todo sobre el parque forestal de Valdebebas

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.madridiario.es