16 de diciembre de 2019, 7:54:52
Opinión


PSM, ganar Madrid

Por Constantino Mediavilla


En la estrategia política, y entiendo que en la cabeza de Pedro Sánchez, solo cabía pedir el paso atrás a Tomás Gómez, porque encuestas y sondeos se empecinaban en reiterar que con él como candidato Madrid se perdía en la Comunidad Autónoma, al tiempo que Antonio Carmona, el candidato al Ayuntamiento crecía, si quiera levemente, en intención de voto.

Estratégicamente Pedro Sánchez acaba de echarse a su espalda los resultados de las municipales y autonómicas de mayo, según el propio Tomás Gómez. Y así será, aunque en realidad ya lo era, salvo rectificación no esperada de Ferraz a una decisión que ha nacido tan obligada como viciada en su planteamiento final, alegando el Tranvía de Parla, la Púnica o el presunto descontrol en el seno de los socialistas madrileños, como argumentario, que ahonda en la apertura de una crisis que en Madrid y para los socialistas puede ser un revulsivo en positivo.

El panorama electoral madrileño cambiará tanto en "la final de mayo" que a estas alturas, en las previas, ni siquiera los fijos de las alineaciones están aguantando en sus puestos. No era erróneo el análisis a bote pronto de Ana Botella: "Ya estamos todos igual". Sin candidatos a la Comunidad asegurados, salvo en UPyD, la partida vuelve a cero también en el PSM. Es fácil decir que Pedro Sánchez se ha equivocado con todo el aparato rodeándote y arropándote y calificar las consecuencias de desastrosas, como ha hecho Gómez, porque en verdad él y solo él se perfilaba hasta ahora como máximo responsable del presunto batacazo electoral socialista en Madrid.

La cara de Antonio Carmona, ayer alcalde de Madrid en ciernes, sonriente junto a Pedro Sánchez y el propio Gómez por quién ponía ambas manos en el fuego, se ha tornado entre triste y desconcertada. "¿No sabía nada Carmona?: No". Incluso no sabía qué hacer cinco minutos después de enterarse de la noticia. Pero sabe que su camino para ser alcalde de Madrid sigue expedito. Y para tranquilidad de algunos, y desconociendo quién será el candidato a la Comunidad que le pudiera acompañar en campaña, si no fuera definitivamente Gómez, los resultados mejorarán sensiblemente. ¿O no?, que diría Rajoy

Y no porque Gómez no sea honrado, honesto e incluso capaz de afrontar unas elecciones como candidato, que lo es a buen seguro, sino porque no atesoraba posibilidad alguna de desalojar al PP. Y en el PSOE saben que ahora o nunca se hace imprescindible sacar los mejores resultados posibles. Esta vez se trataba de cambiar todo para que nada siguiera igual, y Pedro Sánchez lo ha hecho desde su posición de secretario general, cuestionada a buen seguro, pero reforzada.

Por cierto, el Ticket Sánchez-Carmona aportaría mucho a la Batalla por Madrid, aunque se antoje imposible. Aún se puede Ganar Madrid para el PSOE, salvo que la rebelión a bordo que se perfila consiga hundir definitivamente el barco. Cosa nunca descartable en política.

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  www.madridiario.es