27 de noviembre de 2021, 7:37:36
Deportes


Rosberg, 'pole' en Spa, le gana el duelo a Hamilton

Por Gaceta del Motor

Hamilton falla en el agua y Rosberg saldrá desde pole en el mítico trazado de Spa. Y es que el alemán sacó mucha tajada de los numerosos errores del inglés para ser el que viera primero el apagado del semáforo en el GP de Bélgica, mientras que Alonso lo hará desde la cuarta posición. El asturiano supero a todos sus rivales directos salvo a Vettel, que saldrá tercero.


El verano ya ha pasado a la historia en lo que a vacaciones estivales en la F1 se refiere. Todos han vuelto al trabajo para correr en una pista que desprende aroma a leyenda como es Spa y en un país como es Bélgica, que cada año da la bienvenida a la competición con mucha alegría.

Amenazaba lluvia en Bélgica y el agua se quería sumar a la fiesta del regreso de la F1 tras el parón estival y vaya si se sumó en otra clasificación que ha sido vibrante y espectacular, en la que como ya hemos comentado Alonso fue cuarto y en la que Nico Rosberg logró la pole. Para pocas bromas estaba la pista. Desde el comienzo estaba claro que quien cometiese el más mínimo fallo tendría problemas, pues Spa no es un asfalto que perdone. A Hulkenberg no le disculpó sus problemas con los frenos, y el alemán vivió su peor clasificación desde Italia 2012. Y a Maldonado tampoco le pasó por alto su trompo, su enésimo trompo en F1.

Pero lo cierto es que estaba la cosa para pocas risas y si para mucho trabajo. La lluvia, la persistente lluvia, mojaba más y más la pista y exigía más y más a los pilotos que no quisieran ver naufragar sus opciones en carrera. Mucha cautela en todos, mucha atención en el muro y muchos riesgos que debían tenerse para superar una dura Q2, que a punto estuvo de llevarse por delante a Vettel y estar en la pelea por la pole.

Eso hizo Alonso, pelear por la pole. El asturiano, con un F14 T en el que las evoluciones brillarán por su ausencia a partir de ahora, quiere volver a degustar el dulce aroma del podio y empezar la segunda parte de la temporada de la misma forma que terminó la primera en Hungría. Bien lo hizo el asturiano, que no tuvo problema alguno en ninguna ronda clasificatoria e incluso firmó un tercer puesto en Q2. Pero la que cuenta es la Q3. Eso sí, Fernando bordó en ambas y reservo su neumático intermedio nuevo para el final y poder competir de esta manera de tú a tú con el RB10 de Vettel. Y lo hizo y por milésimas no fue tercero, pero como esta el tema, la cuarta posición es un motivo de alegría para Ferrari.

Porque sólo Seb se le coló. Sólo él pudo y podrá ver antes que Fernando cómo se apagan las luces del semáforo belga. Ni Ricciardo, que cometió un error en su última y definitiva vuelta cronometrada, ni ninguno de los dos Williams, que vieron cómo el agua apagaba su mayor potencia de motor y les hacía caer ante el mejor pilotaje del bicampeón del mundo. Y Mercedes... bueno, no cuenta. No juegan en la misma Liga.

A las "flechas plateadas" les da igual agua, sol, nieve, granizo... no les importa absolutamente nada. Superioridad absoluta de Rosberg y de Hamilton, que incluso se podían permitir hasta salirse de pista y marcar mejores tiempos que el resto. Así que así pasó, entre uno y otro estuvo de nuevo la pole. Entre uno y otro está el Mundial y entre uno y otro centraban la atención de las cámaras en la última ronda clasificatoria. Y entonces fue cuando Lewis cayó. Cuando sufrió lo suyo en el agua belga y cuando no pudo plantar cara a Rosberg. Esta vez no fue por un problema técnico, mecánico, electrónico... ni tampoco fue el fuego. Fue el agua, el agua apagó las opciones de Hamilton de tener la pole y Nico se alzó con ella de forma merecida al dar lo mejor en el momento adecuado, en el que había que demostrar que se era superior también a quien compite con tus mismas armas.

Mención aparte merece Bianchi. A saber que haría Jules en un equipo superior si ya con el Marussia es capaz de superar incluso a un Lotus y a un Sauber. El galo sigue creciendo a pasos agigantados y en Ferrari ya pueden ir frotándose las manos con el piloto que tienen en sus filas. Él fue la noticia positiva de la jornada. La mala fue Ericsson, que cayó en su particular duelo en Caterham con un novato como Lotterer.

Una vez concluida la sesión clasificatoria, el piloto español Fernando Alonso destacó la importancia de haber conseguido el cuarto puesto en la sesión de clasificación del Gran Premio de Bélgica, asegurando que en condiciones secas no lo hubieran logrado, y lamentó la falta de ritmo del monoplaza italiano en recta, reconociendo que ese es su talón de Aquiles. "Ha sido bastante complicado intentar saber las condiciones de la pista. Cada vez que llueve hay que adivinar el agarre que tendrá el circuito y en la Q3 ha pasado algo parecido. Ha salido el sol y sabíamos que la pista iba a mejorar al final de la sesión, por lo que nuestros esfuerzos se han centrado en hacer una buena última vuelta". Y a pesar del mal tiempo en el trazado belga, se espera que para la carrera el tiempo dé un respiro y no llueva durante la prueba, algo que provoca un quebradero de cabeza para el piloto de Ferrari. "Hay que ver cuáles son las condiciones de la pista mañana y elegir el neumático adecuado en el momento adecuado", dijo. Y continuar comentando que "seguramente para la salida y para la primera parte de la carrera casi todos los pilotos elegirán el compuesto blando, por lo que vamos a tener que luchar en las primeras vueltas por una buena posición. La pregunta que todos nos haremos será cuando meter el neumático duro, porque esta siendo un poco más lento de lo habitual y tampoco aguanta mucho más que el blando en cuanto a degradación".

Para acabar, el de Ferrari destacó la dificultad de acabar en una buena posición tras la carrera. "Lo más importante es conseguir los máximos puntos posibles y ver dónde nos podemos colocar a final de carrera. Salimos en una buena posición por detrás de Vettel, que era más lento que nosotros estos días, y por detrás tenemos que vigilar tanto a los Williams como a Ricciardo, que en los libres fue más rápido que nosotros".

Madridiario.  Todos los derechos reservados.  ®2021   |  www.madridiario.es