www.madridiario.es
Manifestación feminista contra la reforma del aborto (C/ San Bernardo)
Manifestación feminista contra la reforma del aborto (C/ San Bernardo)

Madrid clamará por el aborto el sábado

jueves 30 de enero de 2014, 07:34h
La plataforma Decidir nos Hace Libres, que aglutina asociaciones de mujeres de toda España, sindicatos y clínicas, coordina una manifestación contra el proyecto de reforma de la ley de interrupción voluntaria del embarazo que quiere aprobar el Gobierno. Madrid será el epicentro de las protestas de este sábado, 1 de febrero.

El rechazo que provoca el grave retroceso que supondría la contrarreforma del aborto va a tener su primera gran puesta en escena este sábado. A las 12.00 horas, desde la estación de Atocha, partirá una marcha hacia el Congreso de los Diputados a la que acudirán mujeres venidas de más de treinta provincias, a la que se sumarán las propias residentes en Madrid, en una iniciativa que se ha llamado 'El tren de la libertad'. Utilizar como símbolo estos 'trenes feministas' fue idea de las asociaciones de mujeres asturianas Tertulia Feminista Les Comadres de Gijón y Mujeres por la Igualdad de Barredos, pero ni mucho menos todas las mujeres llegarán en tren. Por ejemplo Lola Rodríguez saldrá desde Huelma (Jaén) a las 5.00 horas en un autobús con otras mujeres de municipios de Sierra Mágina, llegará a la capital a mediodía y volverá a casa esa misma tarde. Tantas horas de viaje están motivadas, según explica esta feminista integrante de la asamblea de mujeres de su localidad, porque "te llega a las entrañas que se pierda todo lo que se había conseguido hasta ahora".

La marcha, que desfilará a ritmo de batucada, tiene previsto realizar una parada frente al Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, frente al Paseo del Prado, para después entregar en la Cámara Baja el texto "porque yo decido", manifiesto en el que se argumenta la negativa a "aceptar una maternidad forzada y un régimen de tutela que condena a las mujeres a la minoría de edad sexual y reproductiva". La carta está dirigida al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, al presidente del Congreso, Jesús Posada, el ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, la ministra de Sanidad, Ana Mato, y los distintos grupos parlamentarios. Por último, a las 15.30 horas se celebrará una asamblea en el auditorio Marcelino Camacho (C/ Lope de Vega), de CCOO. PSOE, IU o Equo son algunas de las formaciones políticas que han anunciado su apoyo a la convocatoria.

Desde que el 20 de diciembre Ruiz-Gallardón anunciara la contrarreforma, las protestas no han cesado. El mismo día 20 ya hubo numerosas concentraciones que en Madrid terminaron con cargas y tres arrestos. El sábado 8 de febrero a las 12.00 horas tendrá lugar otra manifestación que partirá desde San Bernardo (glorieta de Ruiz Giménez) hasta la plaza de Callao, con parada frente al Ministerio de Justicia (C/ San Bernardo, 45).

La ley más restrictiva

La ley de salud sexual y reproductiva y de la interrupción voluntaria del embarazo, aprobada con Bibiana Aído (PSOE) al frente de la cartera de Igualdad, supuso un cambio radical de procedimientos. Se pasó de los supuestos (peligro para la madre, violación o malformación fetal) a los plazos (aborto a petición de la mujer hasta las catorce semanas, o veintidós en caso de malformación), lo que básicamente se traduce en que las mujeres dejaron de acreditar que ser madres podía afectar a su salud para poder abortar. La norma se aprobó el 17 de diciembre de 2009 en el Congreso, con 184 votos a favor (PSOE, PNV, ERC, IU, ICV, BNG y Nabai y dos de diez diputados de CiU), 158 en contra (PP, CC, UPN, UPyD y siete diputados de CiU) y una abstención (una diputada de CIU). El anteproyecto de ley que presentó el ministro Ruiz-Gallardón vuelve a los supuestos pero de una manera aún más restrictiva, pues elimina el de malformación fetal -aunque varios dirigentes 'populares' han dejado entrever que este caso volverá a incluirse en el texto final- y exige dos informes médicos que acrediten el riesgo para la madre. Uno de los motivos alegados para justificar la ley es que será "positiva" para la economía española, porque conllevará un incremento de la natalidad.

La futura legislación será de las más duras de la Unión Europea. Tanto, que las críticas han traspasado fronteras y colectivos feministas también celebrarán protestas en París, Londres, Roma o Bruselas. 

Más información:

Esperanza Aguirre niega que el aborto sea un derecho

Cristina Cifuentes se desvincula del PP en el tema del aborto

Los abortos en Madrid bajaron un 2,7% en 2012

Tres detenidos tras la protesta contra la reforma de la ley del aborto

El Gobierno limita el aborto a que exista riesgo para la madre o violación

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.