www.madridiario.es
Recursos publicitarios en un negocio físico
Ampliar

Recursos publicitarios en un negocio físico

Dentro del mundo del marketing y de la publicidad, cada día que pasa está más de moda el hecho de hacerlo todo de manera online. Pero, ¿qué sucede con aquellas personas que no tienen un negocio online sino que lo tienen físico? ¿Qué recursos pueden utilizar ellos, acercándose a la tecnología de vanguardia que les permita captar una mayor cantidad de clientes?

Eso es precisamente lo que vamos a ver en este artículo. Una serie de recursos a nivel publicitario que puede ser la diferencia entre mantener un negocio con un volumen de clientes fijo o aumentarlo de manera exponencial con el paso del tiempo.

La inclusión de rótulos luminosos

Este es el primer recurso que vamos a poner sobre la mesa. Y es que, lo queramos o no, el ser humano todavía utiliza el sentido de la vista para analizar la mayor parte de su entorno. En consecuencia, no hay duda de que los rotulos luminosos pueden ser una buena solución para llamar la atención del potencial cliente que es al fin y al cabo lo que necesitamos.

Esta es una manera de publicitar nuestros servicios relativamente barata. Por un lado el precio de los rótulos luminosos no es muy elevado y por otro son muchas las empresas de rótulos luminosos en Madrid las que los comercializan por lo que al haber competencia siempre hay unos precios realmente buenos al respecto.

Si a esto le sumas el hecho de que son personalizables y que podemos encargarlo con los colores corporativos de nuestra empresa, utilizando al mismo tiempo tecnologías tan modernas como puede ser la tecnología led, podemos concluir diciendo que es uno de los recursos que más impacto puede tener.

Acciones comerciales de a pie

Antes de abordar este punto somos conscientes de que esta acción comercial, poco a poco, puede caer en desuso. Sin embargo, si tenemos en cuenta que todavía se utiliza a día de hoy, nos vemos en la obligación de comentarla.

En este proceso de lo que se trata es de tratar de establecer una relación comercial con las personas que transitan por la calle. Una relación comercial que puede ser inmediata o diferida.

Diremos que es una relación directa cuando tratamos de entablar una pequeña conversación con una persona con el objetivo de ofrecerle nuestros servicios de modo que la compra o la contratación de los mismos sea inmediata. Sin embargo, esta acción pasará a ser diferida si lo que hacemos es proporcionarle una octavilla en la que se describa qué es lo que hacemos de manera que pueda ser en otro momento cuando contrate nuestros servicios.

Ofertas puntuales y actualizadas

Si hay algo que un empresario tiene que tener en cuenta, aunque en un principio no entre dentro de sus planes, es que el cliente, o mejor dicho el potencial cliente, tiene unas preferencias que pueden ir variando con el paso del tiempo en función de una serie de parámetros que en mucha ocasiones no se pueden controlar de una manera muy certera.

Pues bien, lo mejor que podemos hacer, antes que rechazar esta situación, es adaptarnos a ella estableciendo y creando unas ofertas o unas promociones que vayan variando cada poco tiempo con el propósito de que nuestro cliente siempre pueda recibir aquello que necesita.

Una vez hayamos determinado qué es lo que vamos a ofertar, lo mejor será situar dicha oferta o promoción en un lugar que sea visible para todos y cada uno de los viandantes que pasan por delante de nuestro negocio. Es una manera de ofrecer siempre novedades, las cuales, deberían atender a la demanda del cliente. Algo que, dicho sea de paso, si bien es cierto que puede ser muy fructífero, no es menos cierto que exige un estudio de mercado constante.

En estas líneas hemos visto tres alternativas aunque pueden ser muchas más las que podemos llevar a cabo. Ten en cuenta que cada negocio, cada sector, cada población y cada persona es un universo completamente distinto por lo que tendrá unas necesidades concretas. Sin embargo, creemos que hemos logrado trazar unas líneas generales, lo suficientemente amplias por otra parte, alrededor de las cuales nos vamos a poder mover para poder cumplir los objetivos que tengamos marcados.