www.madridiario.es

Barceló llegará dos años tarde y costará un 10,8% más

miércoles 27 de febrero de 2013, 00:00h
El centro polivalente de Barceló estará concluido en febrero de 2014, dos años y medio más tarde de lo previsto. La obra costará 43,2 millones de euros, un 17,5 por ciento más de lo planificado, según datos del Ayuntamiento de Madrid, lo que encarecerá el proyecto un 10,8 por ciento.
Más tarde y más caro. Esa es la sensación que queda entre vecinos y comerciantes del mercado de Barceló, que han visto cómo el nuevo centro polivalente con mercado municipal incluido para dinamizar el barrio que prometió Alberto Ruiz-Gallardón no acaba de llegar. Estaba previsto que esta nueva infraestructura estuviese construida para primavera de 2011, pero en tres ocasiones, el Ayuntamiento de Madrid, responsable de la construcción del complejo, ha tenido que cambiar sus previsiones, tal y como denunció el portavoz del Grupo Municipal Socialista, Jaime Lissavetzky.

Lateral del Mercado de BarcelóSegún los últimos datos, aportados por el coordinador general de Gestión Urbanística, Juan José De Gracia, el centro se retrasará hasta el 28 de febrero de 2014. No obstante, el responsable municipal incide en que las obras están bastante avanzadas y, en particular, la biblioteca está prácticamente terminada e irá abriéndose por fases. Ante estas circunstancias, la asociación de comerciantes aguanta el chaparrón como puede. Los tenderos aseguran que muchas tiendas han tenido que cerrar porque las ventas han caído en picado desde que están instalados en el edificio provisional que les construyó el Consistorio con el dinero del Fondo Estatal de Inversión Local. "Los clientes no vienen tanto porque, además de la crisis, este espacio no está bien distribuido y es muy poco accesible", comenta uno de los comerciantes. Otro teme que los nuevos puestos tengan menos metros cuadrados, ya que el nuevo mercado tiene la misma superficie pero distribuida en tres plantas en vez de en dos. "Eso condena a los que se instalen en la tercera", comenta.

Lateral del nuevo mercadoDesde la dirección de la asociación apostillan que no ha llegado la última ayuda a los comerciantes prometida por el Ejecutivo municipal. Fuentes del Área de Economía y Hacienda explican que los comerciantes pidieron la subvención a mediados de 2012, cuando ya se había acabado el presupuesto de ayudas en este sentido. No obstante, concretan que está pendiente de tramitación con cargo al Presupuesto de 2013.

Sobrecoste
Por otra parte, la obra ha experimentado un importante encarecimiento. De Gracia explicó en la comisión de Urbanismo del mes de enero de 2013 que el precio final del proyecto va a ser de 60,55 millones, incluidos los 10,12 millones que se computaron al Fondo Estatal de Inversión Local para la demolición del edificio y la construcción del mercado temporal; los 2,18 millones de la dirección facultativa, de ejecución y la vigilancia; y los 6 millones en impuestos. Sin embargo, se ha producido un sobrecoste en el precio de obra de 6,5 millones, pasando de los 36,75 millones iniciales que muestra el cartel de obra a 43,25 millones, dato que confirman fuentes de Urbanismo y precio que se había planteado en 2009 al aprobar el proyecto y convocar el concurso público, que se adjudicó por 36,75 millones. Esto significa que la desviación presupuestaria de la obra ha sido del 17,5 por ciento y del proyecto, del 10,8 por ciento. El Consistorio argumenta que los motivos del sobrecoste proceden de mayores importes por mediciones y la revisión de los precios.

Vista de las obras del centro polivalenteEl Ejecutivo municipal de Alberto Ruiz-Gallardón presentó en diciembre de 2007 el proyecto de remodelación del mercado. Para costearlo, planteaba externalizar la explotación de los equipamientos del centro (polideportivo, garajes, escuela infantil y zona comercial), así como la construcción de un edificio de siete plantas de viviendas en el patio del colegio Isabel La Católica. Tras las demandas de la asociación de padres del centro, el Consistorio se echó atrás en este tipo de financiación al estimar, por un lado, innecesarios los pisos, y, por otro, que era más conveniente negociar los contratos de explotación cuando hubiese mejorado la situación económica, algo que se estimaba ocurriría en 2011. También se trasladaron a las nuevas Escuelas Pías de San Antón parte de los equipamientos (escuela infantil, escuela de música, aparcamiento mixto para residentes, biblioteca y una zona verde).

Así, en la aprobación del contrato de obras, en junio de 2009, el proyecto contemplaba la remodelación total de 34.000 metros cuadrados del distrito Centro donde el Gobierno municipal reurbanizaría y construiría el nuevo mercado municipal (7.150 metros cuadrados de edificabilidad), un polideportivo (2.850 metros cuadrados de edificabilidad), una biblioteca de dos plantas (1.950 metros cuadrados de edificabilidad), un nuevo aparcamiento para residentes y rotacional (700 plazas) y un inmueble comercial entre las calles de Beneficencia y San Mateo (2.493 metros cuadrados de edificabilidad). Se reservarían 19.224 metros cuadrados en la plaza del mercado, el pasaje de Modesto Martínez, los jardines de Pedro Ribera, y se peatonalizarían la calle de Beneficencia y la calzada de subida desde Mejía Lequerica.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.