www.madridiario.es

Desde el 1 de enero se cobra una nueva tasa en las farmacias

El euro por receta, en vigor entre críticas

miércoles 02 de enero de 2013, 00:00h
Desde que comenzó 2013 los usuarios deben pagar, salvo excepciones, un euro por cada receta que se les prescriba, una medida que, tal y como ha comprobado este digital, no gusta a los pacientes. Sanidad sostiene que no tiene fin recaudatorio "sino que persigue que solo se retire de las farmacias aquellos medicamentos que se necesiten". El Defensor del Paciente llama a la objeción de conciencia.
"No creo que sea una medida muy justa teniendo en cuenta la situación de crisis en la que estamos, hay demasiada gente que lo está pasando mal". Ésta es la opinión de un joven madrileño compartida por la gran mayoría de ciudadanos consultados. La Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública (ADSP) incluso presentado una reclamación ante el Defensor del Pueblo y la Fiscalía General del Estado que solicita la paralización de la tasa amparándose en la "ausencia de competencias" que la Comunidad de Madrid tiene en este asunto. Este mismo argumento es el que llevó al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, a presentar un recurso ante el Tribunal Constitucional por la implantación de la medida en Cataluña. Para el líder de los socialistas madrileños, Tomás Gómez, "todo el mundo sabe" que la medida es "anticonstitucional" pero "ha tenido unos costes importantes en procesos informáticos y en las campañas de propaganda que lleva haciendo el gobierno del Partido Popular de la Comunidad de Madrid".

Objeción de conciencia
La asociación el Defensor del Paciente ha tachado la medida de "ilegal, discriminatoria, injusta, arbitraria y anticonstitucional" y así se lo trasladará al consejero de Sanidad, Javier Fernández-Lasquetty, en la reunión que mantendrá el próximo día 17. Esta empresa incluso ha llamado a la objeción de conciencia. Su presidenta, Carmen Flores, afirma que no pagará ninguna prescripción: "La farmacia tendrá que ofrecerme un documento en el que se diga que me niego a pagar la tasa, documento que no voy a firmar". Si el paciente se niega a firmar el documento, el farmacéutico no podrá suministrar el medicamento. Por otro lado, a través través de las redes sociales circula una guía para no pagar el euro por receta como acción de protesta ante lo que ha empezado a llamarse 'recetazo'.

En las farmacias de la región, de momento, aún es pronto para determinar el impacto de la nueva normativa. Este miércoles, 2 de enero, en la mayoría de ellas no se había vendido ningún medicamento con la tasa. "Hay que tener en cuenta que a las recetas fechadas en 2012 no se les cobra el euro y que ayer fue festivo", indica una farmacéutica de la botica de la calle del General Castaños. "Las recetas nuevas que han llegado por ahora eran todas de parados de larga duración o pensionistas que están exentos del pago", afirma una empleada de la farmacia de Molins de Rey, 4 (Fuencarral). Lasquetty afirma que la normativa ha empezado a funcionar con "normalidad".

Persisten las quejas al 'copago'
A la mayor parte de usuarios consultados la nueva tasa —incluida dentro del criticado Plan de Medidas de Sostenibilidad del Sistema Sanitario Público de la Comunidad de Madrid— les parece "fatal". Es el caso de Carmen, diabética, que calcula que tendrá que pagar "unos 30 euros más al año" que se suman a la implantación del 'copago' en julio. "Hace siete meses pagaba poco más de dos euros por la insulina, ahora más de cinco", explica.

En la farmacia de la calle de Santa Engracia, 4, un trabajador indica que, aunque los clientes están informados, no les parece "nada bien". No han tenido, sin embargo, ningún problema a la hora de cobrar el impuesto. El presidente del Colegio de Farmacéuticos de Madrid, Alberto García Romero, lamenta que sean los farmacéuticos los que tengan que "aguantar" los enfados y las iras de los ciudadanos puesto que éstos son "meros transmisores de la Consejería".
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios