www.madridiario.es

Nace el museo Félix Cañada

El museo Félix Cañada muestra más de 500 piezas donadas por este ingeniero de minas que, a lo largo de su vida,  ha conseguido reunir una abundante colección de pintura y escultura que abarca desde el siglo XIV hasta la actualidad.
Todas las piezas que conforman el museo, situado en la sede de la Fundación Gómez-Pardo (calle Alenza, 1), han sido donadas por Félix Cañada y después han sido sometidas a un trabajo de investigación histórico y técnico-científico consistente en la redistribución de autorías y limpieza, e incluso restauración de algunas piezas. Esta galería nace en Madrid con más de 500 piezas, aunque calculan que Félix Cañada ha podido reunir a lo largo de su vida casi 7.000 piezas entre dibujos, bocetos, esculturas, acuarelas, grabados, e incluso instrumentos musicales.

En este museo están presentes autores como Alonso Cano, Valdés Leal, Arellano, Joaquín Mir, Ramón Casas, Santiago Rusiñol o Sir Thomas Lawrence, y destaca una de las primeras obras adquiridas por este filántropo y amante del arte que fue una de pieza de Berruguete en el rastro de Madrid hace más de sesenta años. Entre las piezas más notables, figuran las de autores como Sir Thomas Lawrence ('Retrato de Lord Devonshire'); Juan de Arellano ("Florero"); Frans Franken ('Adoración de los pastores'); Gutiérrez de la Vega ("Racimo de uvas y jilguero")  o tallas de madera como el 'San Francisco' que se inscribe en el taller de Pedro de Mena, o el 'San Pablo' próximo a Alonso de Berruguete.

La temática de esta gran colección de arte que Félix Cañada ha reunido desde su juventud, es variada y "didáctica", y subrayan que el valor de la colección expuesta en la alcanza los siete millones de euros. Se exhiben lienzos de temática religiosa, costumbrista, retratos, paisajes, bodegones y naturalezas muertas. El amor que Félix Cañada siente por la música y su deseo de transmitirlo a las futuras generaciones, le ha impulsado también a donar un extraordinario piano de cola marca 'Stein way and Sons'. 

Según explica el director gerente de la Fundación Gómez-Pardo, Alfonso Maldonado, el museo Félix Cañada nace como consecuencia de la vocación altruista de Cañada, al donar parte de su inmensa y valiosa colección, y de la voluntad de la Escuela de Minas y de la Fundación Gómez-Pardo por ofrecer este proyecto cultural a profesores y alumnos, con el fin de fomentar la formación cultural y humanística de los alumnos de la Escuela de Minas de Madrid.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

Comenta esta noticia
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.