www.madridiario.es

Inaugurada la variante de la M-317

Valdelaguna se libra de los camiones y se acerca a Chinchón

Valdelaguna se libra de los camiones y se acerca a Chinchón

lunes 21 de marzo de 2011, 00:00h
La travesía más peligrosa de toda la región ya no existe. No más sustos, frenazos en seco, señales arrancadas de cuajo, retrovisores rotos contra las paredes de las casas ni atascos. Desde este lunes, nunca volverá a verse un camión cargado de piedra atravesando el inclinado centro de Valdelaguna. Con la nueva variante de la M-317, la seguridad y la calidad de vida vuelven al municipio.
"El 'obrón' está inaugurado". El alcalde de Valdelaguna, Luis Miguel Oreja (PP), no podía ocultar este lunes su satisfacción. Junto a él, el responsable regional de Transportes, José Ignacio Echeverría, cortaba la cinta de una infraestructura que supone un nuevo acceso al sureste de la región, pero también -y más importante- llevar la tranquilidad a los 800 habitantes de este pequeño municipio vecino de Colmenar de Oreja, Belmonte de Tajo y Chinchón.

El consejero Echeverría y los alcaldes de la zona inauguran la variante de Valdelaguna.La reivindicación llevaba en pie más de 10 años. "Las obras en la carretera de Valencia y la construcción de la Radial 3 provocaron que el tráfico de camiones procedente de las graveras de Colmenar nos subiese un 300 o 400%. Ir al centro de salud, al colegio, al banco o al Ayuntamiento se convirtió en un verdadero peligro", explica el alcalde. Y no le falta razón: la intensidad media del tráfico (IMT) por el interior de Valdelaguna superó en 2010 los 2.000 vehículos diarios, de los cuales el 13% (260 cada jornada) eran pesados, según los datos de la Consejería de Transportes. Eso y la inclinación de la travesía, con un desnivel superior al 5%, convertían el centro del municipio en una ratonera.

"Los camiones rozaban en las paredes y no podían girar ni dar marcha atrás. En algunos tramos de la calle sólo cabía uno cada vez. Si coincidían dos de frente se producía un atasco. Si coincidía con un coche, uno de los dos se tenía que subir a la acera, que son muy estrechas [en algunos tramos, apenas un metro para un sólo viandante] y, a veces, se han llevado por delante la señalización. Para dejar a los niños en el colegio había que andarse con mucho ojo”, resume Manuel, que vive en la misma calle y se queja de la contaminación que entraba hasta ahora en su hogar debido al paso del tráfico bajo su ventana.

Travesía de Valdelaguna.La espera
Así pues, y como dice su alcalde, el problema del tráfico le calló a Valdelaguna "de un día para otro", con el temor, lógico por otra parte, de que la reivindicación de un municipio tan pequeño cayese en saco roto. Sin embargo, cuando los técnicos de la Dirección General de Carreteras visitaron el pueblo y comprobaron las estadísticas de circulación, tardaron poco en convencerse de la necesidad de construir una variante que rodease el municipio por su lado oeste.

El proyecto salió a información pública en marzo de 2007 como una vía de 2,9 kilómetros y cuatro rotondas. Dos años de alegaciones y rediseño, durante los cuales cundió cierto pesimismo entre los vecinos, dieron como resultado la adjudicación del proyecto definitivo en mayo de 2009 a la empresa Dragados, aumentando el trazado hasta los 3,8 kilómetros. En agosto de 2010, la visita del viceconsejero de Transportes sirvió para comprobar la buena marcha de los trabajos, que, finalmente, se han inaugurado en el plazo previsto.

Desde este lunes, el centro de Valdelaguna es terreno seguro. Para acceder al municipio desde la A-3/Perales de Tajuña pueden utilizarse la carretera tradicional (M-317) para entrar por la parte baja del pueblo, o por la variante en el caso de dirigirse a la parte alta. Para tomar la carretera de Chinchón (M-316), Colmenar de Oreja (M-315 dirección sur) o Morata de Tajuña (M-315 dirección norte) el tráfico se distribuirá gracias a los enlaces de la variante.

Echeverría, con los alcaldes, concejales y vecinos de Valdelaguna y los municipios vecinos.A Chinchón por Valdelaguna
Con un presupuesto de 6 millones de euros, la circunvalación cuenta con carriles de 3,5 metros de ancho en ambos sentidos más un carril adicional en sentido subida para vehículos lentos. También se ha salvado la M-316 mediante un viaducto y un paso superior para la M-315. Para conservar el paso a las fincas agrícolas adyacentes se han realizado dos pasos superiores y dos inferiores.

El consejero José Ignacio Echeverría destacó durante la inauguración cómo la variante de Valdelaguna era una actuación "totalmente necesaria para la seguridad vial". Eso y que el alcalde había vuelto a los técnicos de su departamento "un poco locos" (en el buen sentido de la expresión) para ver cumplidos los deseos del pueblo. Según el director general de Carreteras, Borja Carabante, Valdelaguna será a partir de ahora el mejor acceso a la turística Chichón (cuyos carteles indicadores ya han sido colocados), por lo que se prevé que el tráfico se duplique en la variante de aquí en un año.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios