www.madridiario.es

Metro y Cercanías adelantan el cierre de las estaciones del kilómetro 0

La Policía vuelve a impedir que los 'indignados' entren a Sol

La Policía vuelve a impedir que los 'indignados' entren a Sol

jueves 04 de agosto de 2011, 00:00h
El punto de encuentro era la plaza de Oriente. A las 12.00 horas unos dos centenares de 'indignados' partieron de nuevo al mediodía de este jueves rumbo al kilómetro cero. Tras intentar acceder a la Puerta del Sol sin conseguirlo -todas las entradas estaban blindadas- decidieron continuar su protesta por una ruta improvisada y aleatoria por las calles del centro "para despistar a la Policía".
Tras el desalojo policial del pasado martes, la Puerta del Sol ha sido este jueves cerrada al tránsito por tercer día consecutivo. Metro y Cercanías dejaron de efectuar parada en las estaciones del kilómetro a las 13.30 horas por orden de la Policía Nacional, según confirmaron a Madridiario. La decisión del cierre se tomó pese a que esta vez la protesta apenas contó con un grupo de unos doscientos manifestantes. Los agentes blindaron así todos los accesos a la plaza, permitiendo solo el paso a comerciantes -algunos de ellos permanecieron de brazos cruzados antes sus locales- y periodistas que mostraban su identificación. Las estaciones reabrieron a las 16.00 horas, momento en el que la Policía volvió a permitir el paso de forma selectiva a la Puerta del Sol.

Puerta del SolLa marcha reivindicativa se conocía desde anoche. Esto permitió a los agentes acordonar la zona desde primera hora de la mañana, cuando ya había vallas dispuestas para bloquear los principales accesos del que fuera el epicentro del movimiento 15-M. No obstante, el tránsito de madrileños y turistas era el habitual y no se exigía identificación a nadie. Además, los servicios de limpieza y los repartidores de los numerosos comercios de la zona trabajaban con normalidad.

Mientras, en la plaza Mayor, donde el miércoles fueron desalojados una veintena de jóvenes que había pasado la noche, no se veía presencia alguna de integrantes del movimiento ni efectivos policiales. Pasadas las 9.00 horas, la Policía se retiraba de la Plaza de Oriente, donde el colectivo de la Acampada de Sol había convocado un encuentro. Sin embargo, los agentes se vieron obligados a regresar a las 12.00 horas, cuando comenzó a reunirse un grupo que arrancó de nuevo hacia Sol, acompañado de medio centenar de representantes de medios de comunicación.

La marcha, que fue pacífica y acompañada con cánticos y lemas en todo momento, trató de alcanzar Sol primero desde la calle del Arenal y luego desde la calle Mayor, para posteriormente seguir por cada una de las vías que desembocan en la emblemática plaza. Tras más de dos horas de protesta, los 'indignados' decidieron "marear" a la Policía y continuar por una ruta improvisada cortando a su paso las calles del centro. Así, pasaron por la carrera de San Jerónimo, la calle de Alcalá o la Gran Vía, entre otras.

Comerciantes cabreados
Mientras tanto, algunos de los comerciantes de la zona se mostraron "muy preocupados" por las nuevas manifestaciones que auguran les "darán el verano". Una comerciente afirmó a Madridiario que lleva tres días de pérdidas. El presidente de la Federación Centro de la Federación de Comercio Agrupado y Mercados de la Comunidad de Madrid (COCAM), Florencio Delgado, declaró por su parte que estas protestas por parte de los indignados les "complica mucho la vida". "Sobre todo en este momento que están en un plan de cortar calles. Esto no nos beneficia en absoluto. Estamos preocupados porque no creemos que esto tenga una solución", agregó.

Nuevas detenciones
Por otro lado, el Cuerpo Nacional de Policía ha arrestado a un hombre, cuya identidad no ha sido facilitada, acusado de un delito de atentado a un agente de la autoridad. Además, la Jefatura Superior de Policía ha informado de que la protesta del miércoles por la noche se saldó con otras dos detenciones. El primero de ellos fue detenido sobre las 00.30 horas en la calle del Carmen, acusado de un delito de daños sobre un vehículo policial, mientras que al otro detenido se le acusa de un delito de amenazas sobre los agentes que prestaban servicio en los alrededores de la plaza. El portavoz de la Policía ha informado de que ambas personas han pasado ya a disposición judicial, acusadas de un delito de desorden público.

Por otro lado, los dos jóvenes detenidos el pasado martes -Diego y José Manuel, ambos gallegos- la titular del juzgado número 30 de Madrid, de guardia este jueves, les ha dejado en libertad con cargos, acusados de un delito de resistencia a la autoridad. Desde su arresto habían permanecido detenidos en el complejo policial de Moratalaz.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.