www.madridiario.es

Yago de la Cierva. Dtor. ejecutivo de la Jornada Mundial de la Juventud

'Queremos que Madrid haga su agosto con la Jornada de la Juventud'

"Queremos que Madrid haga su agosto con la Jornada de la Juventud"

lunes 04 de abril de 2011, 00:00h
Yago de la Cierva es el director ejecutivo de la Jornada Mundial de la Juventud 2011. Atendió a Madridiario para explicar la trascendencia que este evento tendrá para Madrid.
¿Qué va a significar la Jornada Mundial de la Juventud?
Va a ser el evento internacional más numeroso y de mayor proyección que se va a realizar en Madrid este año y, probablemente, en los próximos. Estamos hablando de un programa de actos que tiene las dimensiones de algunos Juegos Olímpicos. Va a traer un millón de personas, de las que 400.000 vendrán del extranjero. Tenemos que cuidar mucho a los que vienen para que la gente conozca muy bien nuestra cultura, nuestro patrimonio histórico y nuestro modo de rezar, porque esta jornada tiene un significado religioso muy fuerte.

Yago de la Cierva, director ejecutivo de la Jornada Mundial de la Juventud 2011¿Cómo lo están organizando?

Un evento de este tipo lleva consigo un montón de preparativos. Los importantes son los invitados. Nosotros tenemos que ocuparnos de encontrar un sitio para que duerman, de que coman y beban. Eso lleva mucho trabajo porque queremos combinar un evento de masas con un trato muy individual. Tenemos 1.400 alojamientos y vamos a preparar 8 millones de comidas. Son números que marean. Al mismo tiempo, eso es lo menos importante. La clave es que todos los jóvenes que vengan se encuentren felices, pasen unos días inolvidables, disfruten, hagan muchas amistades y tengan un programa de actividades que combine actos de masa con encuentros personales. Esperamos que haya familias que acojan a los jóvenes que vienen.

¿Qué gana Madrid con todo esto?
Madrid se beneficia mucho de la Jornada. En primer lugar, en visibilidad. Todas las ciudades del mundo están en una carrera por organizar grandes eventos porque dejan mucho dinero. Por ejemplo, Barcelona ha organizado en los últimos meses dos que han supuesto un impulso para la ciudad: la feria tecnológica y la última visita del Papa. Lo certifica que las visitas a la Sagrada Familia se ha multiplicado por 10. La proyección e imágenes que han llegado a todo el mundo de Barcelona son espectaculares. En Madrid vamos a hacer lo mismo durante los 6 días de la Jornada. 5.000 periodistas del mundo se van a centrar en Madrid en un momento del año en que no hay noticias. Van a cubrir un evento único. Pero también van a hablar de gastronomía, de cultura, de ciudad.

Yago de la Cierva, director ejecutivo de la Jornada Mundial de la Juventud 2011¿Y en números?
La Cámara de Comercio de Madrid calcula que cada visitante se deja en la capital 100 euros al día. Nuestros peregrinos son jóvenes y sobrios. Gastarán alrededor de la mitad y pasarán varios días en la Jornada. Va a ser un millón de personas, como mínimo. No sé cuánto dinero significa eso, pero es una barbaridad. La hostelería, el alojamiento y el comercio también son parte de la ciudad y se beneficiarán de ello. Queremos que Madrid haga el agosto con la Jornada Mundial de la Juventud. Y luego, hay que pensar en la fidelización que supone. Estos jóvenes, que empiezan a viajar, no van a poder ver la ciudad como querrían, y, si les causa buena impresión, volverán en los próximos años. También beneficia el hecho de que Madrid mostrará que es una ciudad moderna, con capacidad hotelera, con una buena red de transportes y es una referencia cultural internacional.

¿Qué participación tienen las administraciones?

No recibimos dinero de ellas pero nos están ayudando mucho de otras maneras. El Gobierno central nos ha cedido Cuatro Vientos, y ha concedido visados gratuitos a los peregrinos y un plan de desgravación fiscal a las empresas que nos apoyan. La Comunidad de Madrid nos ha facilitado el acceso a todas sus instalaciones públicas para el plan cultural que vamos a realizar y que cuenta con más de 300 actividades. El Ayuntamiento nos permite recibir al Papa en Cibeles y Recoletos para realizar el Vía Crucis. Nos dejan colegios, polideportivos y centros culturales para que duerma la gente. Creo que la Jornada Mundial está siendo un esfuerzo de todos los madrileños por sacar adelante el evento y que la ciudad luzca en todo su esplendor.

Yago de la Cierva, director ejecutivo de la Jornada Mundial de la Juventud 2011¿Por qué Madrid?
Había muchas ciudades candidatas pero el cardenal Rouco insistió al Papa y lo ha conseguido. Lo que hace que una ciudad pueda organizar una Jornada Mundial de la Juventud es su red de transportes, su capacidad hotelera, el espacio reservado para los actos principales y su estructura eclesiástica. La primera es de las mejores del mundo. Hay alojamientos suficientes. Cuatro Vientos está dentro de la ciudad, no como en Denver, que el solar estaba a 30 kilómetros de la urbe. La Iglesia en Madrid tiene una enorme capacidad para acoger la visita del Papa. Tiene 800 parroquias. En la anterior Jornada, en Sidney, sólo había 4 iglesias católicas para organizar todo el evento.

Se apoyan en las aportaciones privadas y los voluntarios.
La Jornada Mundial de la Juventud se apoya en muchos pocos. En primer lugar, 20.000 voluntarios. La mayoría de ellos son madrileños. Ser voluntario es una experiencia que te cambia la vida porque ves el mundo de otro modo. Los católicos sabemos que la Iglesia es universal pero no lo hemos experimentado hasta que hemos hecho las jornadas de la Juventud. Comprendes que estás en una comunidad internacional y que puedes hablar con cristianos de todo el mundo, que te explican lo que pasa en su hogar y cómo colaboran a mejorarlo. Ves la historia y la actualidad con los ojos de tus iguales, no con los de los grandes jefes.

Yago de la Cierva, director ejecutivo de la Jornada Mundial de la Juventud 2011Han apostado por las redes sociales.
Las redes sociales son el cauce prioritario de información, comunicación y relación de la Jornada. Escuchamos y leemos antes de hablar. A través de ellas, les damos todo lo que se decide en primicia. Tenemos 300.000 seguidores en las redes sociales con perfiles en 21 lenguas. Es la punta del iceberg de las verdaderas redes: enormes comunidades de personas. Utilizamos otros formatos: manga, flashmob, etcétera. Son los jóvenes los que lo proponen y lo crean. Yo duplico la media de edad de los voluntarios que están organizando la Jornada Mundial de la Juventud.

¿Pueden participar otros rangos de edad?

Es un evento universal. Queremos que los abuelos sean parte de la Jornada. Pedimos que recen por sus nietos. Que les expliquen qué es la Jornada. Que les ayuden a venir, pagándoles parte de la inscripción. Se puede ir a la parroquia y ofrecerse para echar una mano, y dar aportaciones para facilitar la organización, pagando una parte del cáliz del Papa o pagando colchones para que los peregrinos no duerman en el suelo. El objetivo es movilizar a todas las capas de la sociedad.

Página oficial de la Jornada Mundial de la Juventud 2011Organizan una feria de vocaciones.
Los asistentes a la Jornada son jóvenes que están en edad de preguntarse por la vida. En el plano religioso, eso significa preguntarse por su vocación. Los católicos pensamos que Dios tiene un plan para todos los hombres y las mujeres. Unos tiene vocación por el sacerdocio, otros por la vida religiosa, otros por el matrimonio. Hay muchísimas parejas que se conocen en la Jornada Mundial de la Juventud. Preparando la Jornada, buscamos parejas que comenzaron en la anterior que se celebró en España (Santiago, 1989). Cuentan cómo vivieron ese momento y que no van a poner pegas a sus hijos para venir. Hay una conexión generacional.

¿Por qué la Iglesia se centra en la juventud?
La juventud es el futuro de la sociedad. Es el mañana. La Iglesia se preocupa porque los jóvenes vivan dentro de los valores cristianos ¿Cuáles son las raíces del botellón, del desarraigo juvenil, de la generación Ni-Ni o del fracaso escolar? Un banquero que nos apoya me comentó que apoyaban la Jornada porque había que hacer algo por la juventud. Y porque, en parte, la crisis de valores es culpa de los bancos. Explicaba que la crisis financiera ha sucedido porque los operadores financieros han prescindido del largo plazo para centrarse en el corto plazo. Eso es una crisis ética. Se han equivocado en los verdaderos incentivos de la sociedad ¿Qué incentivo damos a los jóvenes en la universidad o en el mercado de trabajo? La Iglesia se preocupa por lo suyo pero, fundamentalmente, por lo de todos. La Jornada, en términos religiosos, pretende que el que viene tenga un encuentro personal con Cristo. Pero hay más. No sólo es algo religioso. No queremos que la gente salga diciendo que hay que rezar más, que también. Los visitantes deben preguntarse qué hacen por los demás, cómo usan su tiempo libre, y cómo resuelven los problemas de su comunidad, su barrio o su calle. Eso es cristianismo. Participar en ONG católicas que resuelven los problemas de Nicaragua y de Vicálvaro. Significa agitar a la gente y decirle que despierte y haga algo por los demás.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.