www.madridiario.es
El Ayuntamiento apenas reduce su deuda y se apoya en el IBI para salvar los ingresos

El Ayuntamiento apenas reduce su deuda y se apoya en el IBI para salvar los ingresos

miércoles 25 de noviembre de 2009, 00:00h
"No es el presupuesto que nos gustaría aprobar, pero es el que tenemos que aprobar". Con esta reveladora frase admitía Juan Bravo, delegado de Hacienda del Ayuntamiento de Madrid, la situación en la que tendrá que afrontar la ciudad el año 2010, en la que la deuda se aleja de la barrera psicológica de los 7.000 millones.
Y es que el máximo responsable de las finanzas municipales ha tenido que 'meter la tijera' a fondo recurriendo a malabarismos económicos para cuadrar unas cuentas lastradas por la caída de ingresos y la deuda. Aún haciendo menos equipamientos para los vecinos, aumentando la recaudación por la revisión del IBI y reduciendo el presupuesto en 218 millones de euros, el Consistorio sólo reducirá los 6.759 millones de euros en 49 millones, un 0,72 por ciento.

La rueda de prensa de presentación de los presupuestos para el año que viene no fue a pesar de todo derrotista. Es más, el alcalde Alberto Ruiz Gallardón y su delegado de Hacienda fueron relativamente optimistas tras dibujar un cuadro económico, el de su Ayuntamiento, que aseguraron está siendo perjudicado por el Estado y la Comunidad de Madrid. Entre otras, señalaron que están obligados a gastar 1.187 millones en competencias impropias como guarderías centros culturales o vivienda que ha puesto en marcha pero que no son de su competencia.

El IBI sirve de red
Lo cierto es que el Ayuntamiento se las ve y se las desea para encarar 2010. En primer lugar, porque el dinero que entrará en el Consistorio por todos los conceptos (impuestos, tasas, transferencia y enajenaciones)  se reducirá en 217 millones de euros. Las cuentas han incluido la recaudación por los vados, los parquímetros, las antenas de telefonía móvil o el 'multazo' de tráfico, aunque están recurridas en los juzgados. Por la polémica tasa de basuras, que también puede ir a los tribunales, se recaudarán 165 millones. Alcalde y delegado recalcaron que en lugar de subir impuestos han optado por la vía de los recortes para no perjudicar al ciudadano.

La caída de ingresos no será mayor gracias a que la recaudación del IBI, el impuesto más importante, crecerá 76'5 millones ya que continúa la revisión catastral que realiza el Ministerio de Hacienda y ha aumentado el parque de vivienda. Otros 70 millones serán aportados por el segundo Plan E para pagar facturas a unos proveedores que, según reconocíó Juan Bravo, han pasado en las últimas semanas de cobrar a 60 días a hacerlo a casi 90 días.

Deuda: mejor que otros
Todo lo anterior va a obligar a reducir la construcción de infraestructuras y servicios. Alberto Ruiz Gallardón asegura que eso no evitará que el programa electoral esté realizado cuando lleguen las elecciones en 2012, pero proyectos estrella como el Eje Prado-Recoletos sólo se hará, de momento, en un 50%.

Según las previsiones municipales, a final del año próximo, la deuda del Ayuntamiento de Madrid se situará en los 6.710 millones de euros, sólo 49 menos que en 2009. En realidad, la deuda podría haber sido incluyo mayor pero el Estado ha denegado al Ayuntamiento en los últimos meses la  posibilidad de acudir a endeudamientos extraordinarios, el último, por valor de 197 millones de euros. Tampoco ha permitido que, a través de la FEMP, los ayuntamientos -entre ellos Madrid- pudieran recurrir a pólizas de crédito para pagar las facturas del día a día.

El alcalde de Madrid y su delegado de Hacienda subrayaron y reiteraron que las cuentas están estranguladas por la injusta financiación de los ayuntamientos, y aún así son de las mejores. Madrid, argumentan, tiene más población y más presupuesto que la mitad de las Comunidades Autónomas españolas, pero mientras a ellas se las permite aumentar la deuda, a la capital se la constriñe con normas hechas para "ayuntamientos de 5.000 habitantes".

Gallardón no dejó pasar la oportunidad de apuntar una parte de la responsabilidad a la Comunidad de Madrid. Advirtió el alcalde a su compañera Esperanza Aguirre que el Partido Popular ha aprobado en sus órganos internos que las autonomías deben ser justas con los ayuntamientos y deben financiar las competencias que asumen aunque no sean propias, algo que no se está haciendo en Madrid.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios