www.madridiario.es
Permitido el golf en el Parque Regional del Sureste

Permitido el golf en el Parque Regional del Sureste

Por Carmen M. Gutiérrez
jueves 05 de febrero de 2009, 00:00h
Tras nueve años de retraso, este jueves el Consejo de Gobierno ha aprobado el Plan Regulador de Uso y Gestión (PRUG) del Parque Regional del Sureste. A partir de ahora en la zona periférica de este espacio natural se permitirán las actividades turísticas, socioeconómicas y recreativas, lo que abre la posibilidad de instalar campos de golf y otras infraestructuras similares.
Varios municipios del sureste madrileño han planeado en los últimos años instalar campos de golf en el parque regional. La Comunidad se opuso en 2001 a la construcción de uno en el término municipal de Pinto por considerar que era incompatible con los objetivos del espacio protegido, y en el borrador del PRUG que se manejaba en 2005 se prohibía expresamente la práctica del golf. El aprobado este jueves la permitirá a partir de ahora.

Las actividades turísticas, socioeconómicas y recreativas podrán llevarse a cabo varias zonas periféricas del parque, por lo que el proyecto de Getafe para construir un campo de golf  en Perales del Río en colaboración con la Federación Madrileña es posible que salga adelante. La propia consejera de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio, Ana Isabel Mariño, indicó este jueves que el PRUG permite usos que estaban prohibidos hasta ahora.

Mariño dijo que la zona de Perales del Río donde se pretende construir el campo de golf está "completamente degradada" -uno de los requisitos que exige el PRUG aprobado este jueves para la construcción de instalaciones deportivas en el parque regional- y que con esta nueva normativa la Comunidad estudiará el proyecto getafense. En concreto, la próxima semana la Junta Rectora del Parque tiene que pronunciarse al respecto.


Restauración del parque
La instalación de campos de golf y la regulación de las caza son dos de los temas más espinosos del PRUG para la oposición y los grupos ecologistas, que llevan tiempo criticando el retraso en la aprobación de "esta herramienta necesaria para su correcta gestión, al delimitar las actividades que se permiten realizar en cada zona del Parque", en palabras de la Comunidad de Madrid.

Además de regular los usos, el PRUG también delimita las actuaciones necesarias para conservar el Parque Regional del Sureste, muy afectado por diversos problemas, como el de los vertidos ilegales. Esta zona verde ocupa 31.550 hectáreas, abarca 16 términos municipales y cuenta con 123 humedales en los que habitan más de 200 especies de aves.

Para restaurar las zonas más degradadas del Parque Regional el Gobierno regional ha anunciado que llevará a cabo un plan para restaurar las graveras, las riberas y humedales y las zonas afectadas por vertidos. Además, se soterrarán las líneas eléctricas que cruzan el espacio protegido.

Pero en el Parque del Sureste no solo hay vertidos ilegales, también se han autorizado vertederos, por ejemplo, el que recibió la tierra extraída durante el soterramiento de la M-30. La solución de la Comunidad es controlar la actividad de estas instalaciones y no conceder ninguna autorización.

Desde el PSM aseguraron nada más conocer la aprobación de esta norma que temen que el plan aprobado este jueves puede volver a caer en las contradicciones con otras normas medioambientales al igual que sucedió con el borrador aprobado en 2005, que provocó multitud de alegaciones.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios