www.madridiario.es
Montoliú, cronista premiado

Montoliú, cronista premiado

martes 13 de enero de 2009, 00:00h
Hace un año por estas fechas recibí una de las mejores noticias de mi vida: la Asociación de la Prensa de Madrid me concedía el primer premio “Francos Rodríguez”. Ahora, un año después, este premio vuelve a producirme una segunda alegría, porque en su edición de 2008 le ha sido concedido a amigo y compañero, Pedro Montoliú.

Con Pedro comparto desde hace muchos años la pasión por Madrid, la crónica diaria de esta ciudad, la investigación y la autoría de varios libros hechos desde la ilusión por difundir todos los valores históricos  y actuales de la villa y corte. Hemos pasado toda nuestra juventud, y buena parte de nuestra avanzada madurez, escrutando los entresijos apasionantes de Madrid, escribiendo la noticia diaria que mañana será historia, promoviendo el interés por todo lo que de maravilloso y singular esconde y aflora la capital de España. Quizá por estas y otras razones, el tiempo nos ha ido regalando una cosecha de premios, distinciones y reconocimientos que no hacen otra cosa que compensarnos por tantos años de dedicación, de fidelidad, de amor sin límites a la noble causa de amar a Madrid hasta las cachas y expresarlo públicamente sin  ningún tipo de complejo; todo lo contrario, con orgullo. 

Quizá por todo esto y más cosas, un día obtuvimos un privilegio impagable: ser nombrados Cronistas de la Villa, esa distinción honorífica y vitalicia que colma cualquier ambición legitima por formar parte de ese elenco de Cronistas que encabezó Ramón de Mesonero Romanos. Pedro y yo, junto a Luis Prados de la  Plaza y José del Corral, pertenecemos a la misma promoción de Cronistas de la Villa; quizá la última en la que el Ayuntamiento tuvo en cuenta una serie de valores para llevar a cabo  este reconocimiento y que no son otros que los que inspiran el espíritu, el perfil de la personas que puede ser distinguida con este honor, como el haber dedicado su vida, o buena parte de ella, o por un periodo estimable, a la investigación, publicación, difusión y actividad creativa de la villa y corte.

Y es que, de un tiempo a esta parte, parece haberse perdido ese espíritu y entran en liza cuestiones musicales, de colaboración específica o de trabajo puntual por corto espacio de tiempo para ganarse esta distinción honorífica, que, de seguir este camino, terminará desvirtuándose y perdiendo el prestigio que siempre tuvo, porque cualquiera que haya bien caído política y amistosamente, sin otros  méritos mayores que acreditar, puede recibir este honor, sin caer en la cuenta de que los méritos que se requieren son otros.

Pedro Montoliú es Cronista de los de antes, es decir, de los de méritos incontestables, de los de curriculum de servicio a la investigación y divulgación de Madrid en todas sus facetas. El premio que acaba de otorgársele, el “Francos Rodríguez”, así lo confirma, porque el jurado profesional y entendido que se lo ha otorgado, jamás se lo hubiera dado a un musicólogo, ni a alguien sin hoja de ruta contrastada en la crónica de la Villa. Felicidades, Pedro, amigo, compañero, colega Cronista de los de antes, es decir, de los de mérito.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Madridiario

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.