www.madridiario.es
Plantar dos millones de árboles, apuesta medioambiental de Caja Madrid

Plantar dos millones de árboles, apuesta medioambiental de Caja Madrid

Por Enrique Villalba
miércoles 08 de octubre de 2008, 00:00h
La Obra Social Caja Madrid presentó sus compromisos con el entorno en las jornadas de Madridiario. Plantar dos millones de árboles en toda España, la educación y sensibilización medioambiental de la sociedad, y el desarrollo sostenible son las tres prioridades de este ente.
La directora de Medio Ambiente y Centros Culturales de la Obra Social Caja Madrid, Elena Gil, presentó en su ponencia las apuestas del organismo al que pertenece para con el medio ambiente. El primer eje de su política medioambiental es la protección de la biodiversidad animal y vegetal. En el caso de la segunda con gran profundidad ya que implica la plantación de dos millones de árboles.

Según Gil, un tercio del territorio nacional está expuesto a un riesgo muy alto de desertificación a causa de los incendios forestales, así que en 2002 decidieron plantar un millón de árboles actuando en zonas verdes degradadas. Trabajan en varias comunidades autónomas de la mano de las administraciones, tratando de implicar a todos los grupos sociales. De esta manera, han conseguido un nivel de supervivencia del 97,9 por ciento de los ejemplares plantados en 2.000 hectáreas de superficie y ahora se han puesto como objetivo plantar dos millones de árboles.

Educación medioambiental
Gil continuó explicando el programa de educación y sensibilización medioambiental, que ahora mismo se centra en el concurso 'Tú puedes hacer', en el que los alumnos de bachillerato de varios centros de toda España analizan las posibilidades para mejorar la ecoeficiencia de sus colegios. "Se trata de concienciar a los jóvenes de los problemas energéticos y ambientales actuales creando una conciencia de que la actuación individual es importante", comentó. En este segundo año, la iniciativa ha llegado a la Comunidad de Madrid.

También en Madrid, pero, por ahora, sólo en la capital, se trabaja en un proyecto de sostenibilidad, en colaboración con el Ayuntamiento. Se trata del programa escolar de reciclaje de aceite doméstico usado. Cada año se tiran entre 175 y 200 litros de este producto y cada uno contamina mil litros de agua. Su uso puede reutilizarse para su transformación en biodiésel, con el que se financia la construcción de plantas potabilizadoras en países en vías de desarrollo.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios