Madrid
|
14
27
Madridiario
Jueves 23 de octubre de 2014 | actualizado a las 07:06 horas
Comienza el proceso de expropiación de terrenos
|

El Paseo de la Dirección cambiará de cara

El Paseo de la Dirección, actualmente muy degradado, se convertirá en una nueva zona con espacios verdes, viviendas protegidas, infraestructuras de movilidad y equipamientos. Para ello la Junta de Gobierno ha dado luz verde al inicio del proceso de expropiación de terrenos, y ha aprobado la delimitación del ámbito y la relación de titulares, bienes y derechos afectados, que será sometida a información pública.

Se trata de un ámbito de 166.157 metros cuadrados situado en Tetuán, entre el Parque de los Pinos y el Parque de Agustín Rodríguez Sahagún, y las calles de Ofelia Nieto y Marqués de Viana. La transformación urbanística del ámbito implica la construcción de 1.700 nuevas viviendas, de las que el 50 por ciento tendrá algún tipo de protección pública. El Ayuntamiento eliminará así la infravivienda existente, y llevará a cabo el remate de la almendra central en la zona noroeste, dotando al barrio de nuevas infraestructuras de movilidad, zonas verdes y equipamientos.

También está previsto destinar 74.891 metros a red viaria, 35.010 a zonas verdes y 24.036 a dotaciones. La edificabilidad total del terreno es de 197.280 metros cuadrados (establecida en el Plan General de Ordenación Urbana), dado que no hay incremento ni modificación de los parámetros urbanísticos. 

El Ayuntamiento de Madrid adjudicó en septiembre de 2006 mediante concurso público la concesión administrativa de la gestión, desarrollo y ejecución por el sistema de expropiación de este espacio, que se desarrollarán bajo la dirección y tutela municipal.  Al concurso, convocado mediante procedimiento abierto, se presentaron cuatro propuestas y la ganadora fue la de Dragados SA.

En ese momento se puso en marcha el desarrollo de un ámbito previsto en el Plan General de 1985, y que llevaba más de veinte años paralizado.  La empresa adjudicataria cuenta con un plazo de seis años para finalizar la totalidad de las actuaciones, que incluyen la expropiación, urbanización y construcción de edificios para el realojo.